A temporada pasada

Llega el momento de hacer balance de los vaticinios, predicciones y vientres de paloma sajados a principios de este año. Lo crean o no, ya ha acabado la temporada ciclista y, una vez más, los ciclistas señalados en el lejano mes de enero han cumplido con bastante exactitud lo que se esperaba de ellos. En algunos estaba cantado, en otros había más incertidumbre, pero finalmente todos han acabado cayendo bajo la capa de Casandra.

Barceló: una vergüenza con dorsal. Ni se le ha visto. Era otro de esos jóvenes cacareados como el relevo del ciclismo español, y apenas consigue alzarse de los pedales. Ninguna enfermedad ha sido comunicada, salvo la de compartir origen con Javier Lambán y Bunbury. Quizás todo resida ahí.

Bisseger: pocos, muy pocos, hablaban del talento suizo a principios de 2021. Ha completado una temporada magnífica, con victorias en pruebas WT (P-N, Suiza, Benelux), y actitud ofensiva en Flandes, en su debut en el Tour, y en el Mundial. Parte del futuro es suya, pero también decíamos lo mismo de Hirschi. Ojo con los pupilos de Danilo Hondo.

Politt: al final la convivencia con Sagan no ha sido tan problemática, en gran parte por la incomparecencia del eslovaco. Su triunfo en el Tour o en la llanísima Vuelta a Alemania no camufla que ha vuelto a ser anónimo en las carreras del norte, lo que es una decepción en un corredor así.

Hindley: clavado, pero clavado de verdad. Era fácil adivinarlo. Abandonos en casi todas las vueltas donde ha salido,  y fin a la temporada en agosto por un forúnculo enquistado. En 2022 pasa a Bora, donde se encontrará con otros corredores lagunares como Kelderman o Buchmann. Todo apunta a otra temporada épica.

Jungels: salió de la cuadra de Lefevre, y aunque ya estaba mal en sus últimos años ahí, no tan mal como este año. Fracaso total, y antes del Tour la famosa arteria ilíaca, tan de moda en el ciclismo actual. Creo que estamos ante un ex-corredor, y no tiene 30 años. Otro más.

Cerny: como era esperable, en Deceuninck han hecho del checo un corredor de grupo magnífico, todavía sin pasarlo al equipo-A. Inolvidable su contribución al triunfo de Honoré en la Itzulia, o su trabajo invisible en la Vuelta para los éxitos de Jakobsen. Uno de esos corredores que explican el éxito colectivo de la Manada.

Mülhberger: otro clavado total. Era fácil. La Patrulla Canina anunció su fichaje pocos días después de su tiritona espectacular. No ha salido en ninguna grande, y se ha pasado la temporada entre lesiones encadenada, silencio, y baba de Dani “Bici”. Es lo que se merecía la banda navarra, que guarda silencio sobre el asunto.

Eenkhoorn: mal, muy mal. Lo tenía todo para destacar, y no ha hecho gran cosa. Ninguna actuación destacada, y es imposible ocultar que para 2022 tendrá ya 25 años, dos victorias de chichinabo, y Kooij creciendo a marchas forzadas en el equipo. Otro talentino holandés del que sabemos su destino.

Evenepoel: un mierdas. Fue al Giro y ni siquiera llegó a disputar la montaña. Después estuvo un mes concentrado en Japón para los JJ.OO y la aclimatación, y jugó un papel digno de la selección española. A final de temporada ganó esas carreras de serie Z donde arrasa, y creyó que podía ganar el Mundial. Todavía no se sabe si será un Vandenbroucke o un Thomas Dekker, probablemente una mezcla de ambos.

Covi: buena temporada. En su debut en una grande, estuvo a punto de ganar en la etapa de sterrato en el Giro, y también fue tercero en el Zoncolan, en ambas ocasiones saliendo de la fuga. Además, quinto en Donosti y muy buen final de temporada por Italia. Con 23 años es parte del futuro de Italia.

Buchmann: efectivamente, el nuevo Leopold König. Se cayó en el Giro cuando estaba arriba en la general, y se empeñó en ir al Tour donde no hizo nada. Camino de ser un cierrapelotones, mientras nadie se pregunta cómo existen todavía ciclistas así, si es que el ciclismo ha cambiado.

Carapaz: ha mejorado su rol en el Ineos. En primavera fue gregario -incluyendo ataque en Lieja bien cerca de meta- y después ganó en Suiza, fue tercero en el Tour y ganó los JJ.OO, esto sin estar en Ineos. En la Vuelta se retiró, y seguramente dentro de unos años insulte a Braislford. Especialista en salir mal de todos los sitios, su reto para 2022 es superar en el escalafón a Bernal. A ver qué hace para conseguirlo.

M.A López: clavado, aunque tenga poco mérito. Primero estuvo con el Covid, después fue al Tour de manera anónima, y por último pasó lo que pasó en la Vuelta. Solo ha durado una temporada en el equipo, y veremos cuanto dura en el ciclismo.

Kämna: a la espera de un tratamiento más específico, este corredor huele a mierda. En la Volta atacó tres días seguidos, incluyendo un órdago a lo DisneyLandis al Ineos, y se llevó una etapa. Desde entonces, desaparecido por asuntos que se intuyen oscurísimos y de entretelas de la UCI, incluyendo esa renovación por un año antes del Tour, en plan para alejar fantasmas. Será noticia en breve.

Van Aert: no ha llegado a número uno del mundo, y se ha confirmado como el mayor multiherramienta del pelotón. Gigantesca temporada con 12 triunfos, incluyendo Gante-Wevelgem y Amstel Gold Race. En el Tour ganó tres etapas, a cada cual más variopinta y polivalente.

Sivakov: otro clavado. Lo vendían como el nuevo Merckx, y tiene la fuerza mental de una gelatina de frutas. Otra vez el espectáculo de caerse a las primeras de cambio y quedarse gimoteando. Gregario para toda su vida, lo que ya era fácil de intuir desde sus inicios.

Jakobsen: ha vuelto a sus fueros, con siete victorias. De ellas, tres en la Vuelta, donde incluso reprochó a sus compañeros (¡en ese equipo!) no haber ganado en un día en que ganó otro pupilo de Lefevre. Ha vuelto a ser ciclista, en contra de lo esperado. Con la salida del mediocre Bennet, en 2022 saltará de categoría.

Groenewegen: como en una fábula de Perrault, el que se ha convertido en caracol es el holandés. Volvió en el Giro y no hizo gran cosas. Después, tres victorias muy menores y la sensación de que se ha perdido algo por el camino.

Bjerg: desde luego, no ha sido la temporada de su gran salto adelante.Con 22 años, todavía tiene tiempo. Debutó en el Tour y le tocó tirar toda la carrera para Pogacar, pero así también se forjan los futuros campeones. Otro año será, aunque en el equipo no dejan de fichar a corredores que probablemente lo eclipsen.

Gaudu: su relativo fracaso en el Tour, undécimo por filtrarse en fugas la última semana, no debe ocultar su temporadón en clásicas, con top-ten continuos en grandes citas, incluyendo podio en Lieja. Barguil se ha especializado en cosas así. Quizás sea el futuro de este corredor con el pesado fardo de ganar el Tour cuando no tiene piernas para eso.

Van der Poel: clavado. Temporada con etapitas vendidas por la propaganda como si fuesen grandes clásicas, donde ha sido segundo en Flandes y tercero en Roubaix, batido al sprint. Ha competido como un pollo sin cabeza, y eso incluye el calendario y su actuación en carrera. Es su personaje, y es su ciclista.

Lucas Hamilton: otro año perdido. Ya ni es noticia.

Cortina: era fácil acertar. Corredor anónimo e inoperante, navarrizándose a pasos agigantados. Para mayor escarnio, el compañero al que no consiguio soslayar en Bahrein ha hecho una temporada de órdago, incluyendo victoria en Roubaix: y lo ha hecho de manera contraria a “con ir a rueda ya hubiese entrado entre los cinco primeros”.

Bernal: pues ha ganado el Giro de manera más o menos contundente, tras un inicio de temporada muy activo. Después, solo ha tomado la salida en tres carreras: Donosti, la Vuelta a Burgos y la Vuelta a España. Su futuro sigue siendo incierto ante la presencia de Pogacar, pero la historia del ciclismo demuestra que se pueden lograr un gran palmarés (Gimondi, Rominger) coincidiendo generacionalmente con un dominador.

En cuanto al resto, Arensman ha dado un paso atrás -como todo su extrañísimo equipo-, Vingegaard ha epatado con un Tour inesperado, y el ciclismo italiano ha resucitado en gran medida, dentro de un contexto de annus mirabilis del país, incluyendo Eurovisión, Eurocopa y Nobel de Física. Por último, el Covid-19 apenas ha condicionado las competiciones, y eso es la mejor noticia.

***

Yo tengo una propuesta: que los metan a deportistas. La droga les va a salir gratis, se despreocupan de los estudios, recibirán otro tipo de paga con dinero público y, quizás, lleguen a triunfar en su especialidad.

***

Aunque la noticia en sí está bien redactada y expone muy claramente los hechos y todo lo que es noticiable, rechina ese titular de “un año de cárcel para un octogenario”. Si es un asesino, que lo es, da igual que tenga ochenta años.

***

Si quieren contribuir a este espacio que publica incluso en Fiesta Nacional, pueden hacerlo a través del mejor medio y más fácil que he encontrado. Basta con poner en destinatario el e-mail ciclismosergio@hotmail.com, rellenar el campo abierto con la sugerencia que quieran, e incluso poner la fecha de entrega.Otra opción es esta, muy similar.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
 

75 thoughts on “A temporada pasada

  1. ciertamente, una temporada muy extraña de todo el equipo DSM, incluyendo su política de renovaciones y siempre dejando ir a sus corredores que sí hacen algo (el año pasado Hirschi, este Kanter…) Les dará igual porque se sacarán otros cinco jóvenes iguales de su equipo de desarrollo pero qué mal huele todo

     
  2. Por evidentes que fueran algunos casos, el acierto que has tenido este año ha sido tremendo, eso si creo que con Van der Poel convendria que te olvidases en la medida de lo posible de la asquerosa propaganda que le rodea(lo mismo pasa con Evenepoel, Landa, Valverde… y otros tantos) y si valorar, que pese a que su temporada no es brillante, sus dos podios en Flandes y Roubaix y la primera( y única) semana de Tour que hizo.
    saludos.

     
  3. Hombre, “con bastante exactitud”… unos más que otros, todo hay que decirlo.

    Repasamos citas textuales:

    – Bernal: apuesto a año en blanco.
    – Groenewegen: este no. Este va a volver arrasando, ganando un montón de carreras y sonriendo al entrar en meta.
    – Jakobsen: Veo difícil que puede sprintar a 70 km/h después de lo que pasó.

    Otros han sido clavados al milímetro y también es justo reconocerlo, aunque con escaso mérito por lo predecibles que eran.

     
    • Pero si ya lo pongo en el texto. Por cierto, haz tu una previsión por enero y después la vemos todos juntos, ¿ok? La puedes dejar en comentarios.

       
      • Pufff! Has abierto la veda, me da que en enero vas a tener mucho trabajo leyendo previsiones. Y yo que las vea!!!!
        Gracias por el ritmo de posts al final de temporada, y lo que me he podido reír con la conclusión sobre “evenebroek”.🤣

         
  4. Para el año próximo no pueden faltar : Pidcock, Fortunato, Nibali, Aranburu, Pinot, Hodeg, y como bien indicaste, Hindley.

     
    • Buf, muchos de esos van a faltar. Recuerda que la sección es para corredores que se encuentran ante una temporada que puede marcar el devenir de sus carreras, Nibali o Pinot ya no pueden hacer nada, y Hodeg o Fortunato son irrelevantes.

       
  5. Me gustaria ver a Van Wilder la temporada que viene, ha tenido buenos destellos , buen contrarrelojista…y sale de DSM como sale o el rol de storer en FDJ

     
    • A mi a Marc Soler en su rol de supergregario para el Tour. Y tengo expectativas con el catalán a pesar de su mal año por tanta caída.

       
        • Bueno, ahí tienes a Roglic que a veces se cae y otras, las que más, gana. No por nada, Soler al menos tiene su etapita WT en 2021, cosa que no puede afirmar casi todo el equipo.

           
  6. Gracias por el post.

    Hay confusión entre Eenkhoorn (Jumbo) y Eekhoff (DSM), saludos.

     
  7. Me ha parecido raro que no hayas incluido en la lista a Hirschi,que manera de rodar que estilo!!, pero que dos temporadas perdidas, como lo ves?

     
  8. Buenas tardes: Me acabo de retratar en taquilla. Es poco para lo que te mereces pero espero que entre todos podamoss juntar una cantidad digna de mención. Usabiaga, si nos lees, contribuye con un obolo para el autor de este gran blog.

     
  9. Muchas gracias, Sergio. Te agradecería si a futuro puedes incluir una pequeña sección con españoles. Sé que el futuro no es del todo alentador pero aun tengo la esperanza de que salga algo… me conformo con un Fortunato, imagínate lo mal que estoy.
    Mikel Nada con las vitaminas del Bahrain debería hacer algo no?
    Finalmente, coincido en todo contigo salvo con Van der Poel… no es el héroe que nos merecemos, pero sí el que necesitamos – en a era de los pinganillos, vatios y enric mases de turno.

     
  10. Hay dos equipos que merecerían un post de cadáveres el camino como el que hace tiempo hiciste de Sky/Ineos.
    Deuceninck: Jungels, Trentin, Viviani, Terpstra, Gaviria…
    Sunweb/DSM: Hinley, Kämna, Hirschi, Barguil, Oomen…

    Son acojonantes. Este año debería estar Storer, porque yo vi a Hinley 2.0.

     
  11. Joder Barceló… Es un equipo curioso el Cofidis. Recuerdo la época de Moncutie, la leyenda de que era el único que corría limpio, y las quinielas de lo que hubiera ganado de no existir el dopaje.

     
  12. Barceló no comparte origen con Lambán ni con Bunbury (esos son de Zaragoza, o sea maños). Barceló es huesqueta, los de Huesca no somos maños (ni los de Teruel). En Huesca hemos tenido profesionales mas o menos conocidos y seguimos teniendo ahora mismo 4 en el pelotón. En Zaragoza lo mejor que han tenido es a Carlos Hernández Bailo (y era de Barcelona).

    Por favor, no nos metas en el mismo saco que Zaragón, ciudad vasalla de Madrid y ejemplo más conocido de la irrelevancia más invisible de la España Vaciada.

     
    • Desgraciadamente en Aragón no hemos sido nunca tierra de grandes ciclistas, las apariciones destacables en el profesionalismo han sido pocas y en algunos casos mejor no nombrarlas (se me ocurren un par de nombres pero me da cosica ponerlos). Barcelò no tiene pinta que vaya a cambiar esa dinámica, aunque su buena actuación en Paris Tours hace dos años me hizo albergar alguna esperanza…

      Lo del término “maño” es curioso, en Cataluña donde resido le ponen ese epiteto a todo lo que suena a aragonés sea de la provincia que sea, pero nunca habia oído tan furibunda oposición por parte de un oscense.

      Perdón por este último off-topic y muchas gracias por este increíble blog

       
      • Curiosamente, horas después se anunció el fichaje -más bien desprendimiento- de Barceló por el Caja Rural, donde sin duda podrá optar a sus objetivos como ciclista: intentar ganar una etapa en la Vuelta a Turquía.

         
  13. Supongo que verías Paris-Tours, Sergio. Me pareció muy entretenida, y menudo resurgir de la generación del 90 cuando parecía acabada (si es que Demare es del 90: si no, no creo que ande lejos)

     
  14. De esta temporada ciclista me quedo con la primavera, lo ocurrido antes del Giro, hubo un gran nivel, tras el Giro hemos tenido buenos momentos puntuales, muy lejos del calificativo de histórico con el que quieren vendernos ciertos momentos.

    Sobre los nombres expuestos, he de decir que de Bissegger ya se habló el año pasado en este blog, de Evenepoel o Van der Poel ya llevábamos tiempo avisando que no tienen el nivel que sus fanáticos nos quieren hacer creer que tienen, ojo con las declaraciones del padre del primero, que el niño ha recibido amenazas… Como padre debería haber puesto más énfasis en no criar un niñato que va por ahí haciendo cortes de manga a aquel que le gana.

    Carapaz y Bernal son dos ciclistas buenos, el primero ha alcanzado su tope en el Tour y el segundo debe seguir la línea que comenzó en la Vuelta, empezar a aceptar que es un escalador y trabajar su fuerza mental, el problema es que ninguno encaja en el prototipo de ciclista que necesita el Ineos para ganar. M.A. López sigue su progresión descendente, recordemos que el año pasado empezó la crono del Tour tercero a treinta segundos de Pogaçar y acabó sexto a 6:30, en la Vuelta esta vez decidió bajarse de la bicicleta ante la pérdida del podio y de Cortina sabíamos que escogió muy mal el equipo, tendrá virtudes, pero tiene un cerebro lleno de serrín.

    Van Aert es tremendo, gana en montaña, crono, sprint, trabaja para Roglic, para Vingegaard si es necesario, termina el Tour… Y de Vingegaard he de decir que para mí su rendimiento en el Tour no es algo tan sorprendente, es danés y nos ha ido dejando pistas de lo que era capaz en la Vuelta del año pasado siendo el mejor gregario de Roglic o el País Vasco este año. Ahora que no va de tapado veremos a ver su rendimiento.

     
  15. Enhorabuena por la magnífica temporada de posts, deberías llevarte el premio a la combatividad, ojalá tanto esfuerzo se vea recompensado con las donaciones. Sin embargo, y vista la temporada que tú mismo has reconocido sobre Van Aert, me gustaría solicitar que se le retirara el premio Zakarin adjudicado injustamente.

     
      • Yo creía que el premio Zakarin se adjudicaba al corredor que representaba mejor el espíritu del ciclismo que cambia, no al corredor más polivalente. Jalabert era un Zakarin, Kelly no.

         
        • Eso que acabas de hacer es como intentar aplicar categorías de “comunismo” o de “fascismo” a la Edad Media. No hay galardón posible antes de 2015. Y se concede al que mejor encarne “el ciclismo que cambia”, nadie ha usado aquí lo de polivalente.

           
  16. Después de leer en este espacio durante años que la Paris-Tours es una de las mejores carreras del año, me he animado a verla y, efectivamente, ha sido de lo mejor que he visto esta temporada, la superioridad del llano frente a la montaña.
    Este año hemos tenido una primavera espectacular tanto en clásicas como en vueltas de 1 semana, y un bonito cierre de temporada. Al contrario, las vueltas de 3 semanas, suiza o dauphine han sido un auténtico tostón, es para mirarselo, ¿soy yo que empiezo a darme cuenta o algo está cambiando?

    Gracias Sergio por esta maravilla de blog.

     
  17. A Jungels lo vi con presencia en carrera por primera vez en la temporada el otro día en París-Tours. Estaba de secante en el grupo de Demaré, Stuyven, Roger Adriá (buena pinta este chaval y sin arrugarse nada, aunque acabara pagando por su ímpetu el otro día), Madouas y Rochas. Pese a que los otros iban relevando y Jungels iba a rueda, no pudo hacer nada en el ataque de Demare y Stuyven. Y esa creo que ha sido su mejor actuación de la temporada, lo que ya lo dice todo.

    En enero hablabas de la arrogancia de Covi y ayer parece que salió a relucir ya que tuvo una fuerte discusión con su compañero Trentin en la Coppa Agostoni. Teniendo en cuenta su edad, el origen italiano de la estructura del UAE, la farmacia de Matxín y su rapidez en pequeños grupos, creo que en 2022 no baja de las 10 victorias, siendo dos o tres en el Giro. Es más, con todos los condicionantes que acabo de señalar, creo que pronto estará con los Alaphilippe, eslovenos, Woods, Gaudu, Valverde, Schachmann etc peleando las Ardenas y Lombardía y pudiendo aprovecharse de la vigilancia que tendrá Pogacar

     
  18. El tercer día de Kamna en la Volta hizo que se le arrugara la nariz a mucha gente. No sé qué pensaba el muchacho, si era de azúcar, o lo suyo era indetectable.

     
  19. Soy el único que ve cierto paralelismo entre Hirschi y Kamna? Rendimientos espectaculares seguidos de periodos en los que están desaparecidos.

    Me alegro por la recuperación de Jakobsen. Verlo compitiendo en los sprints después del grave accidente dice mucho del corredor.

     
  20. Finalizada la temporada y a la espera del post sobre kanmma, es necesario otro post previo al premio Zakarin. Semejante galardón merece una previa de sus aspirantes, propiciando así la participación-aportación de los lectores del blog. El más prestigioso premio del ciclismo no lo puede ser sin un debate (o barniz) democrático que designe un justo vencedor.

    Muchas gracias

     
  21. Yo sólo digo que este año el top10 del Zakarin está más caro que el de los Campos Elíseos… se va a quedar gente sin accesit que están moviendo vatios con los que otros años tenían para ganar… y visto el percal, lo mismo hay que pensarse el zakarin por equipos (Bahrein), el zakarin de la regularidad (Van Aert), el zakarin de lunares (Padun) y hasta el de la combatividad (Evenepoel o Moscon?).

     
  22. Enhorabuena por el post. Independientemente del acierto hacer pronósticos siempre es arriesgado y te expones. Gracias.

    Muchos corredores se analizan bajo el prisma de la concentración de muy buenos corredores en los mismos 4 equipos y que hay un top 8-10 de corredores con hambre que no dejan ni las migas.

    Venimos de la decada Sky y estamos en la década de los UAE-Jumbo-Quickstep-Ineos. Este año se suma el Bahrein. Si veis los ganadores de carreras WT son contadas las excepciones.

    En este contexto es difícil que Bjerg, Covi, Sivakov y similares tengan oportunidades de lucimiento personal, siempre tendrán alguien por encima en la jerarquía.

    Por comentar alguno:
    Van Aert: ha ganado mucho y muy bien, y aún así tiene mucho tiro al palo en gran parte porque es tan favorito en algunas carreras que está muy vigilado o por querer abarcar tanta competición.

    Bernal: se llevó el Giro y animó la Vuelta. Aún así es un poco engañoso si no recupera su versión de 2019 no lo veo ganando a los eslovenos.

    Carapaz, vaya año, sube en la jerarquía Ineos. Era el plan C en el Tour, se le apareció la oportunidad y consiguió un podio que es su techo viendo la entidad y supremacía de la generación recién llegada. Es clave cómo se reparten el calendario en Ineos y quién elige primero.

    Van der Poel y Evenepoel, los meto en el mismo saco, mucha pierna pero poca cabeza y saber correr. Creo que tarde o temprano aprenderán y les llegará esa victoria que refrende su potencial.

     
  23. Si se admiten sugerencias creo que el premio Zakarin™ se merece un apartado propio en los enlaces de la cabecera del Blog para poder consultar el palmarés de años anteriores y razonar convenientemente el voto que pueda influir al jurado.
    Dicho esto mi voto es para Colbrelli en detrimento de Cavendish porque momias victoriosas ha habido siempre -un saludo a Horner, Rebellin, Piti o el mismísimo Zoetemelk- y pese a ser un apestoso síntoma de deporte enfermo no encaja en lo del “ciclismo que cambia” y entra mas en “el ciclismo de siempre”

     
    • Muy interesante la reflexión y discrepo un poquito sobre Colbrelli: ni sería la primera vez que un buen corredor explota a partir de los 30 ni era cojo previamente, aunque sí negado para la victoria. Si llega a existir el Zakarin™ en 2013 y no gana Horner, creo que los lectores nos habríamos amotinado 😀

       
      • 2013 fue el año del doblete de Cancellara en Flandes y Roubaix ojo ahi. Hubiera sido necesaria la foto finish.
        Colbrelli es la espuma de esa gran salsa que es el Bahrein. El premio se podría otorgar ex aequo a todo el equipo así al menos Mikel Landa ganaría algo esta temporada.

         
        • En 2013 lo hubiera ganado Froome de calle; el combo de bilharzia + ataque sentado en el Ventoux es demasiado elocuente como para que el jurado lo dejase pasar por alto…

           
          • No se sabe, ni siquiera estaba constituido el jurado, pero dudo que Froome hubiese ganado a Santambrogio y su “tentato suicidio”

             
        • Tras su incomparable temporada Mikel Landa ha sido renovado para los dos próximas temporadas en el Bahrein. Peio Bilbao también.

          En EiTB se preguntaban si sería capaz de mantener su status como jefe de filas. Ojo, que José Ituarte lo ha dicho completamente serio, sin atisbo de sonrisa alguna. Hay que reconocer la profesionalidad de dicho periodista al emitir dicha noticia.

           
  24. Gracias por una temporada abundante en posts Sergio. A ver si caen unos cuantos PM también.

    Poco que añadir al post y a los grandes comentarios ya habituales.

    Vaya añito de ciclismo que cambia con los Bahrein (Colbrelli, Padun), con Hindley, Pinot, Kamna, Cavendish…

    Ojalá el año que viene un triunfo importante para Kung, uno de mis ciclistas favoritos, y volver a la versión buena de Hirschi.

    En cuanto a Roglic, es un corredorazo histórico como apuntabas en el anterior post que tendrá algo de romántico si se retira sin un Tour, aunque lo merezca como ninguno.

    El Zakarin para Colbrelli sin duda.

     
    • Una caída de Pogaçar, el inevitable deseo de hacer el doblete Giro-Tour o un positivazo pueden ser los mejores aliados de Roglic para lucir el amarillo en los Campos Elíseos.

       
  25. Las 2 etapitas en Tour de Suiza, las 2 etapitas en Tirreno Adriatico, y la Strade Bianche las puedo comprar como carreras “vendidas por la propaganda”. Pero la “etapita” del Tour de Francia no la compro. Esa fue una gran victoria con todas las de la ley y para vestir el maillot amarillo 1 semana, que no cuenta como “etapita” pero luce bastante. Ademas esa semana de amarillo no se la paso mirando la campiña francesa precisamente. Para ser su debut no esta nada mal. Y ya sé que dejo tirado a su equipo pero creo que en lineas generales cumplió con los objetivos marcados por su equipo más que de sobra.

    El ZaKarin claramente para mi lleva los colores del Team Bahrain Victorious al completo.

     
    • Una etapa del Tour es eso, una etapita. Te pongo el ejemplo de Alaphilippe, que también ganó una etapita en este Tour, y también se puso de maillot amarillo. Está por debajo de su Flecha-Valona y de su Mundial, porque al final las etapitas son eso, etapitas.

       
      • Yo sin querer entrar en polémicas, cada uno tiene su opinión, la temporada de VdP la califico de buena. O al menos de decente. Es verdad que parecía que iba a ganar algún monumento (lo rozó, pero…), campeonato del mundo y oro en MTB en los juegos. Pero gran culpa de eso la tienen sus fans. Personalmente esperaba bastante más, visto el hype y sus condiciones, pero parece que no es el mejor leyendo carreras, aparte de otras taras que parecen asomar.

         
  26. No es que vaya a aportar mucho yo, pero bueno, ahí van mis aportaciones:

    Y Tao? Sé que no estaba en las previsiones, pero de ganador del Giro a nada? Sin excusas de enfermedades ni nada…

    Y un resurgir de Froome? Jajajaj, he leído que se fijaba en Valverde para motivarse y volver a ganar, me meo… No es que merezca atención por interés, pero si por comicidad, pobre.

    Poco se hablar de Jasper Philipsen, no soy muy de sprinters, pero como les ha comido la tostada a otros trenes que se suponían superiores y con cabezas con más renombre.

    Poco espacio le van a dejar a Carlos Rodríguez, pero me gustaría ver una buena progresión de este chaval, joven, trabajador y sin tonterías como otros.

     
    • (Desde el 2019) Uno ve a Froome y resulta increíble que haya ganado 6 grandes vueltas. La mayor conversión de burro a caballo de carreras de la historia.

       
  27. Sergio, sin conocer el caso particular del conductor que arrolló al ciclista, en muchos casos los centros médicos donde se hacen los certificados para la renovación de los permisos de conducir, tienen unas tragaderas como la boca de un túnel, y firman lo que sea con tal de cobrar los taytantos euros de rigor.

    Y es así de toda la vida, y no parece que nadie se tome en serio ese asunto.

    Saludos y gracias por los posts.

     

Leave a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *