Nicola Bagioli, Jacopo Mosca y la Milán-Sanremo (hacen falta valientes)

Nicola Bagioli, Jacopo Mosca y la Milán-Sanremo (hacen falta valientes)

La Milán-Sanremo ya solo se puede ganar de dos maneras: al sprint, o con un movimiento en el Poggio. La primera opción cuenta con una serie de favoritoas para el sábado, y en la segunda están todos los demás que no puede arriesgarse a llegar a un sprint en vía Roma contra corredores más veloces. La vía abierta por Sagan el año pasado -el hombre más temeroso de su sprint, excepto cuando lleva el maillot de Eslovaquia-, y a la que se sumaron Alaphillippe y Kwiatkowski debería ser explotada por Wellens, Van Avermaet y Gilbert, y francamente hay muy pocos más que lo puedan hacer en serio.

En cuanto al sprint, hay bajas excelsas de última hora (Gaviria y los dos sprinters del Trek, Degenkolb y Nizzolo), e incorporados que no han competido ni en Tirreno-Adriático ni en París-Niza, como Cavendish o el sospechosísimo y obsesionado con la carrera Matthews. El australiano se dañó algo en la Het Volk, y lo que parecía una grave lesión se ha trocado en una preparación stealth que encima contará con el apoyo sobre el terreno de Dumoulin, el hombre que tenía que haber saltado, hace un año, subiendo el Poggio.… Leer más

 

Una edición de Tirreno-Adriático para olvidar

Se puede decir que la Tirreno-Adriático, con su actual formato, ha vuelto a tocar fondo. Ya lo había hecho en fechas no muy lejanas con aquellas ediciones para sprinters, luego las ediciones para contrarrelojistas, y ahora se arrastra lastimosamente con las ediciones para escaladores: los dos triunfos de Quintana se lograron con un único ataque respectivamente, y hoy mismo Kwiatkowski ha ganado una edición soporífera donde ni siquiera los sprints, de siempre una de las características principales de la carrera, han merecido atención.

Movistar se dejó la carrera el primer día en la CRE. 50″ perdidos con el BMC y 41″ con el Sky, todo un anticipo de por donde puede ir la prueba de similares características en el próximo Tour de Francia. Por muy bueno que pueda ser Landa eso es muy difícil de remontar en una carrera con una única montaña, y tampoco es tan bueno porque ni siquiera logró entrar en el podio final.… Leer más

 

Subir del sexto puesto al primero en 110 km. es una acción memorable

El abandono de Poels fue decisivo para la resolución de la París-Niza. El holandés, que iba segundo de la general tras ganar brillantemente la crono de la prueba, se fue al suelo en los kilómetros finales de la antepenúltima etapa, un entretenimiento camino de Vence, un pueblo al lado de Niza. Buena batalla y ascensión al último puerto, y el corredor del Sky que se va al suelo en una curva donde nadie más se había caído.

Habitual del asfalto por nacionalidad y por su propia trayectoria, se ha dejado la clavícula y una más que probable victoria en la que seguramente es la vuelta de una semana más prestigiosa del calendario. La misma que ha ganado su equipo cinco veces en los últimos seis años, y donde tenía para apoyarle en las últimas etapas a Henao -ganador el año pasado- y a David de la Cruz, ganador en la etapa de Niza hace un año, y repiendo esta misma edición al haberse quedado sin líder.… Leer más

 

Quintana quiere lo que merece: un equipo a su servicio

Existe la gente apegada a su tierra, y Nairo Quintana sin duda lo es. Se encuentra mucho más agusto en Colombia que en cualquier otra parte, y por eso entrena y vive en su país. Esa querencia hace que, cuando llegan aquí imágenes o actos que hace, se le vea sonriente y en una actitud completamente diferente a la que muestra en carrera o en los escasos actos protocolarios a los que acude fuera de sus obligaciones al ganar o correr una carrera.

Es en este contexto donde se tiene que enmarcar la entrevista que le ha hecho recientemente Lisandro Rengiflo, uno de los periodistas de ciclismo más famosos de Colombia, en el no menos importante diario El Tiempo. Las declaraciones de Quintana, muchas de sentido común y a la vista de todos, han causado resquemor en España, país no acostumbrado a que alguien pueda dudar que uno que ha ganado la Vuelta a Burgos y el Trentino se autoproclame líder para el Tour, o que una Momia Murciana tenga que hacer más roles en el equipo durante esa misma carrera.… Leer más

 

Huerta lidera la París-Niza doce años después de la Operación Puerto

Hay otra Momia Murciana. Se llama SMS Sánchez (Luis León Sánchez para el DNI) y su trayectoria recorre cardinalmente todos los hitos del ciclismo contemporáneo, como un mapa físico, político y orográfico de este deporte maldito, y en gran parte por personajes como él. Cumpliendo 35 años en este 2018, el corredor que llegó tarde a la salida del prólogo de la Volta 2006 de lo acojonado que estaba con la Operación Puerto se permite el lujo de liderar una prueba del World Tour, para mayor descrédito de todos.

Desde el principio de la temporada el mulo de Mula está como cuando era un joven Liberty , aquella siniestra banda que acabó dando positivo (Barredo, Contador, Davis, Caruso, etc) y de la que solo quedan en el pelotón este murciano que escapó del arado por puro milagro, el otro murciano Rojas, Dani Tiritona Navarro, y la mascota profesional Koen de Kort.… Leer más

 

No hacía falta esto

Después de once años de propaganda sobre un supuesto Infierno del sur o la otra París-Roubaix, sustituidos en tiempos recientes por la patraña de el sexto monumento, los organizadores de Strade Bianche han logrado lo que querían desde el principio: una edición con lluvia y barro -por muy poco no hubo nieve- que colmase su afán de un ciclismo estereotipado, de sufridores.

El ciclismo no tiene ninguna necesidad de una carrera como Strade Bianche, copia de una marcha cicloturista porque hace tiempo que no inventa nada. Ya era, con mucha diferencia, el deporte más duro, y hacer una carrera por pistas sin pavimentar no aporta absolutamente nada a un deporte centenario que durante sus primeros cincuenta años circulaba preferentemente por carreteras así. Si las dejó no fue porque estas desapareciesen completamente, sino por una serie de factores entre los que el principal era la seguridad y evitar los pinchazos.… Leer más

 

Vinokourov dice que hay que ganar, y se gana

Se esperaba mucho de la Het Volk 2018 -todos los años es así- y fue una carrera bonita, pero ni por asomo equiparable a las últimas ediciones. Tanto en la resolución final, como en los corredores implicados, hubo un cierto tufo a etapa del ENECO Tour o la Vuelta a Bélgica, como de prueba menor y con poca carne para poner a las brasas. Quizás el Kappelmuur y el Bosberg son decisivos tras 250 km. de carrera, y no tras 180 km.

El Quick Step, gran animador de la pretemporada ciclista en muchos frentes, fue el encargado de llevar el peso de la carrera, con Gilbert haciendo de Boonen a 77 km. de meta, ya en el Leberg. Lo intentaría otras veces más, pero al que correspondía el papel de líder en el sábado flamenco era el checo Stybar. En pelotón se perdió en refriegas varias hasta que primero Wellens y luego Benoot dieron sucesión a 20 años de fracasos del Lotto en las grandes citas del norte, sin que el patrocinador se resienta.… Leer más

 

Otra carrera única sacrificada en aras del “espectáculo”

Otra carrera única sacrificada en aras del “espectáculo”

El sábado comienza la temporada 2018 con la disputa de la Het Volk, la primera gran carrera de un día en el calendario ciclista, un deporte que pasa prácticamente cinco meses sin competiciones relevantes. El ciclismo que representa la carrera que abre el circuito belga está en auge, porque en un deporte cada vez más mecanizado e irrelevante, este tipo de pruebas sigue ofreciendo cierto margen a la incertidumbre, al espectáculo a bastantes kms. de meta, y a las alternativas.

En la última década casi todas las carreras de un día que se disputan en el norte de Europa se han ido endureciendo, animadas por el creciente interés, y por una discutible concepción de lo que tiene que ser una carrera ciclista. La Gante-Wevelgem ha aumentando su distancia hasta los 240 km. e incluso ha incluído tramos sin pavimentar, A través de Flandes ha aumentado los tramos de pavés y, al rebufo, pequeñas pruebas francesas también han querido experimentar poniendo tramos en tierra, o directamente a través de caminos de animales de tiro.… Leer más

 

El estado real del ciclismo (y VI): un deporte que honra a sus caídos (los suyos)

El año pasado el Tour de Francia pasó por la región del Jura, e incluso disputó una supuesta etapa reina por la zona. Ni es un sitio muy habitual de paso, ni lo es a la hora de producir ciclistas, en parte por su relativo aislamiento, difíciles condiciones -gran parte de la región está por encima de los 1000 metros- y porque otros sitios tiene mayor fama.

El ciclismo, además, es un deporte empeñado en maltratar su historia. Resulta que el Jura ha producido un campeón del Tour, nada menos que Roger Pingeon. Ganó la carrera en 1967 y fue segundo en 1969, el mismo año que ganó la Vuelta. El año pasado se iba a celebrar el 50º aniversario de su victoria, con la mala suerte que el campeón francés se murió durante la primavera, a la edad de 76 años.

En el momento de su muerte surgieron los habituales obituarios, alguno de ellos tan lamentable que destacaba en el titular que “le ganó (sic) el Tour a Julio Jiménez”, porque la escoria y la miseria siempre afloran en momentos así.… Leer más

 

El estado real del ciclismo (V): Andorra, un nuevo santuario

¡Qué pena lo de Andorra! ¡Qué pena más grande que un país de risa, un fósil de la Edad Media que vive del secreto bancario y las mafias vaya a ser conocido ahora por el dopaje! Una cosa lleva a otra, porque cuando tus recursos naturales son 468 km2 -menos que el término muncipal de Madrid, por ejemplo- y 78k habitantes, de los que la mitad son mano de obra inmigrante, el auténtico recurso es la legislación. Esa legislación propia y privativa de los estados soberanos. Ese es el milagro de Andorra.

Hasta el año 2006 ni un solo profesional ciclista o del deporte se había planteado vivir en el Pequeño Principado. La fiscalidad, el recurso que ahora esgrime muchos como la razón principal para mudarse, era exactamente la misma que ahora: un 10% sobre la renta y un 10% en sociedades, cuando en el país que ejerce como potencia tuteladora (al igual que Suiza sobre Liechtenstein, o Francia sobre Mónaco) puede llegar al 49% y al 25% respectivamente.… Leer más