De Clerq resiste a los favoritos y a la realización televisiva

De Clerq resiste a los favoritos y a la realización televisiva

En tres etapas el pelotón ha conseguido que los tres héroes del primer día de la Volta hayan visto reducida su ventaja a los escasos 21″ que conserva Bart de Clerc, nuevo líder de la carrera. Paterski se fundió ayer, y hoy ha sido el turno de Rolland, menos sólido de lo que se creía. Sin embargo, y dado el recorrido de la carrera, el corredor belga sigue teniendo bastantes posibilidades de triunfo final.

El segundo día se vivió un final de etapa esperpéntico en Olot. Después de una etapa de lluvia, en donde la horrible y antediluviana realización televisiva de la Volta no pudo ofrecer imágenes en directo salvo en el tramo final -es lo que tiene ahorrar en algo tan crucial como esto-, el sprint se resolvió a la manera más lesiva para una carrera herida por todas partes, y que hizo que en vez de una carrera WorldTour pareciese el campeonato murciano.… Leer más

 

Evans, líder de un Giro sin salsa

Evans, líder de un Giro sin salsa

Al final acabó saliendo de su madriguera, y creo que lo hizo porque en el vídeo se veía claramente que el atroz grito provenía de alguien de su equipo, y la alegre muchachada de internet ya se estaba cebando con Gasparotto, culpable de ser del Friuli -más eslovenos que italianos, entendidos estos como gente a medio camino entre la morería y Europa- y de haber proferido el sonoro Terroni!!!!

Valerio Agnoli, fedelissimo de Nibali -no falta a ninguna concentración en altura, también en el Teide- admitió su grito simiesco, y lo hizo a la manera italiana, esa de “si, ma…”: primero intenta pasar página rápido, después dice que no les escupan al pasar por los pueblos, y termina diciendo que han amenazado de muerte a su hija, con la que posa en los tres momentos en los que se disculpa con la boca pequeña.

“Es que mis padres son de Nocera Superiore, y estaba saludando a mis paisanos”.… Leer más

 

Una edición centenaria e intranscendente

Una edición centenaria e intranscendente

Tampoco queda tan lejos (2007) cuando se podía titular con pleno convencimiento “el ciclismo australiano por fin gana algo”. De ese mismo año y ese mismo mes también son también estos dos titulares, de plena actualidad: “Valverde, otra vez segundo en una gran cita” y “Valverde, un subcampeón nato”.  De hecho, leyendo el último enlace, descubro con sorpresa que ya se cita otro nombre que fue clave ayer: el gran corredor holandés Peter Weening, fundamental en el triunfo de Simon Gerrans en la Lieja-Bastogne-Lieja de 2014.

La carrera, al revés que en 2007, fue de todo menos trepidante. Apenas ningún movimiento de favoritos, con un ritmo cansino -Tony Martin tirando en la Redoute del pelotón- que propició que llegasen hasta 30 corredores a la cuesta final de Ans, lo nunca visto en esta clásica y con este recorrido. El más activo fue Domenico Pozzovivo, que atacó junto a Arredondo en Roche-aux-Fauçons, y después volvió a hacer lo mismo en la subida a Saint-Nicolas, ya en pleno arrabal de Lieja, esta vez en compañía de un resucitado Giampaolo Caruso, un joven Liberty de manual, y que curiosamente también mereció un post en 2007.… Leer más

 

Valverde mínimo

Valverde mínimo

Valverde consigue por fin ganar una carrera en Italia. No es que lo haya intentado con ahínco (entre el Giro del Piamonte 2006 y Lombardía 2013 ni se acercó a ninguna carrera organizada por el país, por miedo a Torri), pero lo pedía su trayectoria y su perfil como corredor. El problema de Valverde es que ese perfil se mezcla y se hibrida con su perfil hematológico, ese que ahora se obvia o se banaliza. Ha sido una bonita victoria, pero no una gran victoria.

Valverde se ha presentado en Italia con cinco victorias en su haber (tres etapas y general de Andalucía, y Vuelta a Murcia) y con el firme propósito de ganar en Strade Bianche y en el Giro del Lazio. En la primera de las citas hizo la tradicional valverdada: en una carrera trepidante y donde estuvo hiperactivo, el murciano despreció el movimiento decisivo -ataque de Sagan, inmediatamente replicado por Kwiatkowski, aunque su salto no se pudo ver- a 21 km.… Leer más

 

Ya pasó la crono, que siga la montaña

Ya pasó la crono, que siga la montaña

Es Tarazona un sitio muy bonito, a pesar de estar en la provincia de Zaragoza. En el extremo occidental de la misma, y haciendo frontera con Castilla y con Navarra, se ha beneficiado históricamente por ser sede episcopal y cruce de caminos: tiene río, plaza, edificios notables, plaza de toros y un casco histórico decentemente conservado para lo que son los estándares de España. A los pies del Moncayo, ayer vivió una buena contrarreloj de la Vuelta, que no trajo grandes cambios en la general.

La etapa en sí fue para Cancellara, que hizo el ensayo general para el Mundial CRI -con el que sigue tonteando-, pero especialmente para el de ruta, su objetivo manifiesto desde que este año renunciase al Tour en pos de ser arcoiris del que cuenta en Florencia: también para igualar al Boonen de 2005, el que fue campeón de Flandes-Roubaix-Mundial de Madrid.  El suizo, que salió muy pronto, puso el turbo en el tramo final, el de falso descenso hacia Tarazona.… Leer más

 

Todo es Giro, todo es ciclismo

Metan a un puñado de los mejores corredores del mundo -un puñado pequeño, pero es lo que hay-, el recorrido adecuado en el país adecuado y sale ciclismo. La fórmula es tan fácil y tan antigua como el propio deporte del ciclismo, que sigue insistiendo en inventos cuando la receta es bien conocido.

Ha sido llegar la carrera a Italia y destaparse en todo su esplendor. El primer sprint en Fano fue para Cavendish, un paréntesis hacia el carrusel de los siguientes días: el viernes se llegaba a Porto Sant´Elpidio -el Giro sólo había estado en una ocasión anterior, con victoria de Cipollini (1992)- a través de la tradicional etapa por las colinas costeras de los Apeninos y llegó la fuga.

Fue una fuga dentro de una fuga, la tradicional exhibición de un Homo-Savio de cada Giro: corredores que a duras penas se pueden tener encima de la bici sin caerse, o circular en pelotón, y que todos los años tienen su momento de gloria en ese equipo apestoso llamado Androni, o Diquigiovanni, pero al que es mejor referirse como el “equipo de Savio”.… Leer más

Ardenas kazajas

Compañeros de equipo y de podio

Son muchos años de ciclismo y, cuando dos compañeros de equipo comparten podio en una prueba tan dura y exigente como la L-B-L -ayer endurecida por el granizo y el frío- es para desconfiar. Más cuando ambos alcanzan una cota de éxito que apenas podían imaginar una semana antes.

Por supuesto, están enrolados en un equipo distinguido y sin tacha como el Astana, al igual que antes lo estaban en el Gewiss, ONCE,  Casino, Discovery, Saunier o Liquigas. Dobletes en el ciclismo, qué historia. Dobletes con terceros espadas, qué tradición.

Si la edición de 2010 fue para el mentor y origen del Astana -previo pago de 100.000 euros a un gregario ocasional de otro equipo-, la edición 2012 ha ido a un compatriota kazajo y el tercer puesto del podio a un corredor que una semana antes había ganado la Amstel Gold Race y que jamás había entrado entre los veinte primeros de la Lieja.… Leer más

Un nuevo latigazo de Gilbert, otra clásica al zurrón

La Amstel Gold Race de este año, disputada bajo unas temperaturas inusuales y sol fulgurante, fue un calco de la del año pasado. Carrera relativamente estable hasta las últimas decenas de kms., un poco de fogueo y traca final en la tercera subida al Cauberg, convertida desde hace tiempo en una loca carrera al grito de “cobarde el último” y donde la estrategia pinta bien poco, al revés de otras clásicas.

Entre las intentonas previas destacó una de Cunego, y el tremendo control del Rabobank, que empleó en la misión a Barredo y SMS Sánchez, los dos jóvenes Liberty que Manolo Saiz programó para las clásicas -ahí están sus debuts en 2005 y 2006, para nada anónimos- y que han acabado tirando del carro, para desaparecer en los kms. finales.

La subida al  Eyserbosweg, a 16 kms. de meta, no produjo nada, mientras que en el Fromberg, que se corona a 11 kms.… Leer más

¡Pero qué guapos estáis todos!

(Inspirar, espirar, inspirar, espirar, inspirar, espirar) Vinokourov ha ganado la Lieja-Bastogne-Lieja 2010 (diez, nueve, ocho, siete, seis, cinco, cuatro, tres, dos, uno) Ha ganado de la misma forma y con las mismas armas que cuando era el terror del pelotón: remando con las piernas y entrando en solitario. Ahora tiene 36 años para 37 pero en la foto (¡guapos!) no se nota: podría ser perfectamente de 2007 (pensar en nubes, pensar en nubes) o de cualquier año o realidad alternativa donde no hubiese legislación y autoridades antidopaje.
Es bien sabido, pero no está mal dejarlo escrito bien claro: el ganador fue pillado con una hemotransfusión en 2007 en pleno Tour, donde a pesar de tener la rodilla destrozada había ganado dos etapas: una crono larga y una de alta montaña, entre los elogios desmedidos de los mismo que hoy escriben “cumplió su sanción y no hay nada que reprochar”. Nunca reconoció su dopaje y de vez en cuando deja caer eso de “nunca di positivo”.… Leer más

A temporada pasada

Con el cierre de la temporada llega la hora de recuperar este post de enero y ver qué ha sido de los protagonistas apuntados. Es una sección ya clásica del blog, y estoy pensando en ampliarla a momentos destacados de la temporada, pero de momento baste con esto.

Igor Antón: en el Tour de Francia fue de los que menos rindió del equipo, aunque el día de la Astarlozada hizo un buen trabajo subiendo el Petit St. Bernard, donde iba en una fuga con otros dos compañeros. Tuvo un tirón de orejas de Madariaga ya a principios de carrera. Aprovechó el estado de forma para ganar en Urkiola. 33º en el Tour y 66º en la Vuelta, una temporada decepcionante, pero considerando como ha ido el asunto en el Euskaltel, esto es lo mejor que se puede decir de este corredor, y lo de Madariaga un piropo. Ya sólo hace falta esperar que salga de ahí.… Leer más