Una Tirreno-Adriático sin figuras

TA2016
Recorrido de 2016

Invirtiendo la tendencia, la Tirreno-Adriático que hoy comienza no tiene una participación abrumadoramente mejor que la París-Niza. La competencia francesa tiene este año un fenomenal plantel de sprinters y hombres de clásicas, además de un duelo por la general muy atractivo entre Contador y Dumoulin. Por alguna razón muchos corredores fieles de la carrera de los dos mares se han ido a la carrera que busca el sol, y probablemente esa razón sea la extraña CRE con la que empieza la carrera.

No es muy habitual que una carrera de una semana, por muy prestigiosa que sea, empiece con una CRE de 22 km., que será decisiva para el desarrollo de la carrera. El año pasado no se pudo disputar íntegramente una etapa similar por el temporal de viento que derribó un montón de árboles en el Lido de Camaiore, en un paisaje de ciudad de vacaciones completamente vacía en estas fechas, y muy similar al del final tradicional de la carrera en San Benedetto del Tronto.

La segunda etapa son 207 km por el interior colinoso de la Toscana, y final en Pomarance -que tiene nombre de bebida refrescante-, una subida con rampas de hasta el 14% que podría propiciar un inédito duelo entre Valverde, Sagan y Van Avermaet. El tercer día, viernes, vuelta a la costa con final en Montalto de Castro, al norte del Lazio, al lado de una de las mayores centrales térmicas de Europa, ubicado en una zona escasísimamente poblada, casi como una piedra caída. Todo lo contrario al sprint sería una sorpresa.

TA2016MonteSanVincino
El Monte San Vicino

El fin de semana la caravana llega a Foligno el primer día, tras 222 km. pasando por una zona de Umbria poco conocida y poco explorada por la carrera; la mayor dificultad será el kilometraje y la subida a un repecho a 15 km. de meta, todo un anticipo de la etapa de montaña del domingo, con cinco puertos de los Apeninos y final en Monte San Vicino, el más alto de esa dorsal, y que emerge sobre la cadena montañosa como un gigante. Serán 13,1 km al 6.6%, y la única oportunidad para compensar la CRE.

La penúltima etapa son 210 km completamente llanos, con un circuito final al que hay que dar dos vueltas en Cepagatti y que es mucho menos difícil y de encerrona que otros años, para el último día afrontar la crono-sprint de 10 km. en San Benedetto, y que rara vez decide el vencedor final. Es un recorrido, como ya dicho, que no ha atraído a grandes nombres, todo lo contrario que el elenco de ganadores del último lustro (Evans, Nibali, Contador, Quintana).

De hecho, en el tradicional posado que hacen los italianos con las figuras que acuden a sus carreras, posaban con el tridente del trofeo Sagan, Nibali, Valverde, Chaves y Van Garderen. En un desglose más detallado, incluían también como figuras a Pinot y Urán, pero ni una mención a Mollama, segundo el año pasado y que lo puede hacer muy bien este año, especialmente favorecido por la CRE y por llevar a Cancellara en sus filas.

Es el típico desprecio que hacen los italianos, y el propio suizo lo ha querido señalar en uno de sus tweets. Como si les sobrasen las figuras. De hecho, no ha acudido ni el vigente campeón a defender su título, y en su lugar llega Valverde, que solo había corrido la prueba en 2002, de neoprofesional. El murciano disputará la carrera con el objetivo de defender los puntos para la clasificación de mejor equipo UCI, y también para ir dándose a conocer en sus aspiraciones para el Giro.

Estaría bien que ganase. Así, nos podríamos lamentar todavía más de lo que podía haber sido y no es, en esa letanía ya clásica del ciclismo. Ofende que alguien con las características de Valverde solo tenga tres vueltas de una semana de prestigio (dos Dauphine y una Volta), y en cambio tenga dos segundos puestos en Paris-Niza, como cinco veces entre los cinco primeros en País Vasco…y una única participación en Tirreno, hace 14 años.

Su mayor rival será Nibali, que viene de ganar en Omán y ha ganado la carrera en 2012 y 2013. Los demás rivales parecen a un nivel inferior, salvo Pinot -menudo inicio de temporada-, que se verá muy perjudicado por la CRE. Los demás son corredores que jamás han ganado pruebas de este prestigio, y que tampoco parece que lo vayan a hacer esta vez. En cuanto a sprinters, será curioso ver el aterrizaje de los que han disputado hace unos días el Mundial de pista de Londres (Cavendish, Viviani, Gaviria en su debut en WT) en los dos sprints llanos que hay programados.
***
En la etapa más larga de la París-Niza, 213 km. que ya no se ven muchas veces, había una llegada al sprint tan cantada que parecía un mero trámite. El problema vino en el sprint en sí, que primero fue caótico -con Boonen cortando el pelotón creyendo que llevaba a Kittel a rueda, pero el alemán estaba a otras cosas- y un quintento que se desmarca ya en los metros finales.

Ahí salió muy pronto el macarra Bouhanni, uno del que solo habla bien en el pelotón el bufón Maté -y porque es su jefe- yendo por el centro y muy fuerte; sin embargo, Matthews iba cerca y con intención de rebasarle por las vallas. Ahí el francés del Cofidis se cerró una vez y, viendo que el australiano no desistía, sacó el codo e intentó llevarlo contra la valla, en vez de sprintar e intentar ganar de manera limpia.

PN2016No se cayeron de milagro, y Matthews entró en meta protestando. Solo pasaron unos minutos hasta que el jurado relegó a la tercera posición del sprint a Bouhanni -el segundo, Bonifazio, no ha ganado de milagro- y otorgando la victoria a Matthews, su segunda victoria en tres días de competición. Y 10″ más de bonificación en su lucha por la general. Sin embargo, la sanción a Bouhanni parece demasiado benevolente.

Esta ajustada a reglamento, porque no ha provocado una caída, pero el sentido era provocarla. No es la primera vez y, mientras no se sancione más gravemente esta actitud -con, por ejemplo, una expulsión de la carrera- lo volverá a hacer. Ha sido un golpe de fortuna que no haya pasado nada y no estemos ahora escribiendo sobre la primavera perdida de Matthews por una clavícula rota, o algo peor.

Para hoy se llega a Mont Broully, un final de casi 4 km. con media del 7´7% y un último km. al 9%. Ya se subió en 2014, cuando la aberración Betancur, y Matthews lo hizo francamente bien, acabando cuarto de la etapa, solo superado en el sprint por Kelderman, mientras Slagter y Thomas habían entrando antes con 5″. Y está el recuerdo del Cauberg. La evolución de Matthews apunta a un Jalabert, y hoy se confirmará en Mont Broully.
***
Intxausti dice que tiene mononucleosis. Llegará a tope para Tour y Vuelta, y aquellos lujuriosos planes de ir a tope en primavera a ver si ganaba algo se quedan sublimados a los intereses del trenecito Sky: que para eso lo ficharon.
***
La Vuelta a Asturias, que hace dos años no se celebró porque faltaban 10.000 euros, incorpora un nuevo e importante patrocinador: de reciclaje de pilas.
***
En la medida de las posibilidades de cada uno, y siempre que vaya a adquirir algún producto, puede usar los enlaces publicitarios presentes en este modesto blog. Es triste de pedir, pero más triste es de robar.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
 

37 comentarios en “Una Tirreno-Adriático sin figuras

  1. Las verdad es que Matthews es un corredor muy interesante y muy joven, todavía esta por ver el camino que toma como corredor. Yo creo que va a evolucionar hacia clasicomano ardenero, pero con lo rápido que es siempre tendrá opciones en Milan San Remo, por ejemplo.

    Uno de los momentos que más me gustó de la temporada pasada fue la subida al Cauberg de Gilbert y Matthews. Fue increible ver como Matthews se soldó a la rueda de Gilbert e iba respondiendo a todos los arreones de éste, aunque llegó fundido a la meta, sin fuerzas para esprintar.

     
  2. Sé que es recurrente, pero una vez más, hay que ver qué facilidad tienen los ciclistas para coger todo tipo de enfermedades. Pues nada Intxausti, que te mejores!

     
    • Uf, en pleno sprint se ve cómo Bouhanni mira un par de veces hacia atrás (agachando la cabeza entre los brazos), viendo perfectamente cómo Matthews va por su izquierda y, asún así, sigue variando su trayectoria hacia las vallas, en lugar de seguir recto y no cambiarla. Lógicamente no creo que estuviese en su ánimo tirar al rival, ya que un perjudicado por un caída podría ser el mismo, pero sí que creo que el justa su descalificación y hubiera visto bien que se le expulsara de carrera

       
    • Pues claramente, es el francés el que desiste de disputar el sprint para intentar tirar al australiano. Roja y a la calle.

       
    • Con todo el respeto es increíble lo subjetivas que pueden ser las interpretaciones de una acción, a mi no me cabe la menor duda de las intenciones de Bouhanni, es decir “por aquí no pasas” y si la primera no te cortas en la segunda te estampo contra la valla.

       
    • He revisado el vídeo varias veces y creo que tenéis razón. Saca el codo sutilmente antes de la casi-caída. No lo había apreciado. Mis disculpas.

       
  3. Para pasar de Matthews a Jalabert, primero hay que querer. Y no parece que Matthews quiera. Al menos yo no le he escuchado nunca hablar sobre su interés por hacer podium en el Tour algún día, y sí le he leído decir que llamó a Freire antes de su primera Sanremo para pedir consejo, y también que la carrera que quiere ganar sí o sí es un Mundial. Pero si hay alguien que no quiere que esta transformación ocurra ese soy yo. Bastante disgusto llevo ya con la transformación de Thomas como para llevarme otro desengaño con Matthews.

     
    • ¿Véis a Matthews disputando una general? Vale que hay quien pega el subidón -Dumoulin, y no es lo mismo- y de repente se pone arriba en una ronda grande, pero por el bien de Matthews no sé si querría ser Jalabert. Más allá de un corredor que ha confirmado aspirar a San Remo, a las Ardenas, a muchas etapas y mundiales, a vueltas menores si se desmelena en la CRI. Pero la montaña montaña…

      Y sería mejor así, vaya.

       
  4. A Renshaw, por un sprint a cabezazo limpio, lo expulsaron de un Tour (¿2010?). La emprendió a cabezazos con Julian Dean y luego le cerró el paso intencionadamente a Farrar.
    Respecto a Bouhanni, no ha sido expulsado de París-Niza por, creo, ser francés, correr en un equipo francés y por ser el jefe de filas. O así lo veo yo. Si en vez de Bouhanni se llamara JJ Rojas, hubiera sido expulsado ipso facto. Pero Rojas es incapaz de acabar siquiera décimo ante Bouhanni, Matthews, Kittel, Boonen, Kristoff, Demare y todos los sprinters que están en P-N este año.

    Un saludo.

     
  5. me parece un poco injusto decir que en la Tirreno no hay estrellas cuando están el campeón del mundo y el último ganador del uci world tour, dos de las “competiciones” que mejor miden el nivel de los corredores. Además, el ganador del último monumento. Un trío que me parece superior a todos los que señalas de la París-Niza. Yo si tuviese que elegir entre ir a ver una carrera entre Nibali, Valverde y Sagan, y una entre Contador y Dumoulin, tengo claro con qué me quedaba.

     
      • Y te olvidas de Cancellara, Stybar, Kwiatkoski, Cavendish, Ewan, Daniel Martin, Purito, Boasson Hagen, Van Avermaet, Pozzovivo, Uran…, no se, ¿te parece poco? Yo creo que tiene un cartelazo y nada que envidiar a PN

         
  6. Ayer fue un milagro que Mathews y Bouhanni no se fueran al suelo. La sanción debería haber sido más dura ya que hubo una clara intención, a pesar de que no se fueran al suelo.
    Espero que Mathews nos brinde unos bonitos duelos con su coetáneo Sagan, y con el mentado Gilbert. No lo veo como corredor vueltómano, a menos que la montaña sea poco importante, o logre reducir su IMC a 20, tal como se estila ahora entre los favoritos. Por último, no creo que compararlo con corredores como Jalabert o Vinokourov, con perfil similar al suyo, le haga ningún favor tal como terminaron sus carreras.

    Lo de la mononucleosis entre ciclistas es de traca. Debe ser de compartir bidones :-P

     
    • Hombre, ¡Vinokourov no! El kazajo era tan negado al sprint que si llegaban cinco a disputar un sprint, hacía sexto. Por eso hacía de finiseur…por llamarlo de alguna manera. Tan inseguro estaba de su sprint, incluso a dos, que tuvo que comprar la Lieja 2006 y 2010, además de los JJ.OO, a sus rivales…

       
      • Me llamarán iluso, pero sigo creyendo que no compró ese oro olímpico. Eran él y el colombiano, y el colombiano perdío un momento mirando hacia atrás. Vino le robo la billetera. Ganó por listo.

         
  7. A mi la sensación que me dio al preparar el Tropela fue justo la contraria. Yo que tengo un nivel de frikismo justillo, en París-Niza tiré mucho de CQ Ranking para elegir corredores y en Tirreno costaba decidirse entre tanta figura, para la general, las cronos, sprinters o cazaetapas. Aunque coincido en que este año la diferencia no es tan abrumadora.

    Lo de Bouhanni ayer fue de traca, porque delinquió en dos fases, como dices. Una primera para achantar a Matthews y la segunda para matarlo, directamente. Pensaba que lo habrían clasificado como último de la etapa, como mínimo. Dejarlo tercero es muy benevolente.

     
    • estoy contigo,el tropela es la clave: el nivel medio-alto es muchísimo más alto en la tirreno que en la parís niza, aún cuando quizá sea no hay tanta diferencia en los primeros espadas como otros años, pero gente como fuglsang, pinot, pozzovivo, poels o urán los hubiero cogido sin dudar en niza y aquí no han pasado el corte.

      lo de bouhanni no creo que admita discusión, muy peligroso.

       
  8. ¿Qué opinais sobre las opciones de Van Garderen en Tirreno? Vista la contrarreloj por equipos y la poca montaña que hay yo le veo con muchas opciones, siempre que no le sobrevenga una tiritona como la del pasado Tour.

     
  9. Es verdad que la participación de la París – Niza ha mejorado bastante respecto a ediciones anteriores, de lo cual me alegro ya que hablamos de una de las más grandes rondas por etapas del calendario que se estaba devaluando peligrosamente estos últimos años.

    Sobre la Tirreno – Adriático, me ha sorprendido para mal el recorrido de este año. Entre la crono por equipos y la llegada en alto se decidirá la carrera. El diseño de las etapas me parece algo pobre y apenas hay de esa media montaña traicionera tan típica de esta carrera. Luego saldrá lo que saldrá, pero creo que este año la ronda francesa ofrece más posibilidades.

     
  10. En tema de sprinters de la tirreno te olvidas que caleb ewan, que será bonito verlo duelarse con un su colega generacional, Gaviria los dos de 21 aňos si no me equivoco y que se enfrentan por primera vez en World tour.

    Respecto a lo que decís de Rojas ya lo podían por mi expulsar de todas las carreras, por mascota,por negado, por sospechoso y sobre todo por Franquista de los cojones.

     
  11. Una tontería que no tiene nada que ver con el tema pero que me ha sorprendido: con la llegada del nuevo patrocinador Fix All al Lotto Soudal, algunos corredores del equipo han puesto una foto (caricatura) en su Twitter (p.e. Andre Greipel, https://twitter.com/andregreipel?lang=es) que, a primera vista, en lugar del aplicador de no se qué, parece que lleven una gran jeringuilla… ¿no os lo parece?

     
  12. Aprovecho para hacer un offtopic, pero que creo que al lector de este blog le puede interesar.

    He encontrado una sentencia del Tribunal Superior de Madrid del 30/09/2010, en la cual M.A. Martín Perdiguero reclama al equipo Phonak por la ruptura de contrato en el año 2007.

    En la misma se detalla, que el sueldo de MA Martin Perdiguero en el año 2006 ascendía a 306.000 euros (suculento para ser un corredor del montón) y que el equipo Phonak debido a los múltiples casos de dopaje no consigue patrocinador y pierde la licencia UCI en el año 2007, extinguiéndose el contrato.

    Ahora viene lo mejor. El ciclista que pasó por equipos tan manchados como el Kelme, Once, Vitalicio, Liberty, Saunier y Phonak; una vez retirado, se presenta a las elecciones y consigue un puesto de Concejal en San Sebastián de los Reyes. El deporte y la política siempre tan unidos. Será por lo podrido que están ambos mundos.

    Les dejo el enlace a la sentencia completa:
    http://www.poderjudicial.es/search/doAction?action=contentpdf&databasematch=AN&reference=5830698&links=uci%20y%20pro%20y%20tour&optimize=20110127&publicinterface=true

    La deducción de que el mencionado Juan Pedro en la sentencia es Martin Perdiguero es fácil. En la sentencia se nombra que participó en el tour 2006, y el único español del Phonak ese año en el tour fue el. Además se menciona su carrera política como concejal, que se puede contrastar con su biografía en la Wikipedia
    https://es.wikipedia.org/wiki/Miguel_%C3%81ngel_Mart%C3%ADn_Perdiguero

    Espero que les guste mi aportación.

     

Deja tu comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Current day month ye@r *