Con Landa llegó la discordia

La etapa, la única digna de considerarse así en los Pirineos, la podría haber ganado Francisco Mancebo. Es el nivel del presente Tour, donde no hubo ningún ataque entre favoritos, tras 212 km y 5h 50´en la bicicleta, y todos llegaron juntos a la última rampa, impropia del ciclismo de alto nivel. Ahí simplemente actuó la gravedad, en un escenario donde hay que estar más preocupado en agarrar fuerte el manillar que en pedalear, y lo que pasó fue un sprint en cuesta, como aquella vez que Mancebo ganó su única etapa en una gran vuelta, en la Vuelta 2005.

El Tour es la nueva Vuelta. En las etapas llanas no pasa nada, y en las de montaña todo se decide en la última rampa ¿Las cronos? Eso es cosas del pasado, como mucho ponemos una en Tarazona o Logroño, para que no digan nada. El resultado será, al igual que en la carrera de la Península Ibérica, que todos los favoritos irán agrupados hasta los últimos días de la tercera semana, provocando emoción en la lucha por la general, mientras el resto de las emociones del ciclismo se mueren.… Leer más

 

¿Qué harías TUE (IV)?: Cummings se sigue riendo

Verdad es que los campeonatos nacionales son siempre lo mismo: se disputan realmente el belga, el italiano y el francés, y el resto son pruebas con más o menos nivel, llegando incluso al choteo del español, un pierde-paga entre los Movistar, que sume a la prueba en la más burda irrelevancia, rayana en la personalidad del presidente federativo.

En España esta vez le tocó el palito largo a Jesús Herrada, el bueno y más joven de los hermanos conquenses, del que se espera mucho en el próximo Tour, y donde podrá lucir en pequeñito la bandera de su país, con lo grande que le gustaría llevarla. Ganó en Soria, la lógica continuación de su anterior nacional ganado en Bembibre, y poco más se puede decir de una prueba que no se emitió en directo, siguiendo la gran tradición de la RFEC.

Mucho más interés tuvo la prueba belga, con un precioso circuito por Amberes donde el talento Naesen consiguió ganar en un apretado sprint a Van Marcke, el Flecha local.… Leer más

 

Proclamado con autoridad el II Premio Zakarin™

Proclamado con autoridad el II Premio Zakarin™

El Premio Zakarin™, en contra de todo pronóstico, llega a su segunda edición. Se instituyó con el X Aniversario del blog, para devolver al ciclismo todo lo que me había dado, especialmente esos reproches de “haz algo para cambiarlo” (el ciclismo que cambia) o “es muy fácil decirlo desde el sofá”. Bien, pues aquí está: un galardón estimado por la comunidad ciclista, y que distingue a aquel que, durante una temporada natural, mejor encarne los valores inmarcesibles del ciclismo que cambia.

Desde el jurado del Premio se hace un simulacro de votación democrática donde han participado casi 900 IP diferentes -decir lectores sería exagerado-, y que han concedido su favor mayoritario a Mathew Hayman. Por una vez, y sin que sirva de precedente, el gusto de esa masa informe y alocada (Ortega dixit, Gasset refrendó) que se articula en la dictadura de la mayoría llamada “democracía” viene a coincidir con el criterio del Jurado.… Leer más

 

Cuando haces la carrera al rival

Cuando haces la carrera al rival

Dos de las tres etapas de los Pirineos ya disputadas han ido a parar a sendos corredores británicos, unos que ya disputaron el Tour 2008 en un equipo que acabó con la mitad de sus componentes fuera de la carrera por problemas de dopaje, uno que era una banda entre exótica y pintoresca, y que entró en la carrera de casualidad. Del Barloworld a la cima del mundo, mutando de manera increíble.

Una más de las parábolas del ciclismo, no precisamente edificante. Si entonces nos dicen que ¡ocho años después!, y con 35 años, un corredor como Cummings iba a ganar la primera etapa de los Pirineos pasando la chorra por el jeto de todo el pelotón nos hubiesemos reído; si añadimos que Impey, un sudáfricano de cuota étnica, iba a ser segundo desde su condición de sprinter exonerado de un caso de positivo de Probenecid por su federación, aún más.… Leer más

 

Contador, otra vez vencedor moral

Contador, otra vez vencedor moral

Se esperaba mucho de la etapa de montaña de París-Niza, especialmente después de la cancelación por nieve del final previsto en Mount Broudy. La etapa fue vertiginosa, disputada a un ritmo que es para restregárselo en la cara a todos los apóstoles del ciclismo limpio (41´6 km/h de media, con más de 4000 metros de desnivel) y con muchas chispas y fogonazos en la subida final, realmente magnífica, a Madone d´Utelle.

A la base del puerto llegó el último de los fugados del día, el modesto francés Duchesne, que prácticamente se aseguraba la clasificación de la montaña. Quien ya no llegó con los favoritos fue Matthews, atufado tras todo un día a las carreras, y que en meta cedió 20´ -el tiempo de un sprinter- con los mejores corredores. Quizás no sea el nuevo Jalabert, y sí el nuevo Freire. O quizás simplemente Matthews.

Dumoulin pasaba a ser el líder virtual, pero jamás ejerció como tal.… Leer más

 

Hablamos demasiado poco del increíble corredor que es Sagan

En el fondo y en el contenido, el post de hoy es la continuación de este otro de hace un año. Peter Sagan es un corredor increíble, un auténtico hombre-Tour (y mucho más) del que no se habla lo suficiente en virtud de su asombrosa regularidad en la mejor carrera del mundo, un rendimiento sepultado por su comprobada capacidad para no ganar nunca: en los últimos tres años ha logrado una única etapa, pero ha sido segundo en más de diez.

De hecho, su trayectoria en las tres últimas etapas disputadas en el Tour sirve de hilo conductor. Solo un corredor así sería capaz de tener en común un final en repecho inusualmente duro (Rodez), ir fugado todo el día en un final con subida corta y exigente (Mende) y un sprint masivo en una etapa de media montaña, donde fue en fuga gran parte de la carrera (Valence). Sagan ha sido top-five en ¡10 etapas!… Leer más

 

Andalucía gana de salida

AndaluciaEEUUA partir de hoy coinciden en calendario la disputa de tres pruebas por etapas, cada una de las cuales con sus propias características: el Tour de Omán, la Vuelta al Algarve y la Vuelta a Andalucía. La prueba pérsica ya se empezó a disputar ayer y, como nunca falla en este tipo de eventos, hubo gente que twitteó con entusiasmo sucesos y percances que no pudo ver (es decir: se inventó) por una sencilla razón: no hay televisión en directo.

En el caso de la prueba organizada por ASO, al menos hay resumenes al final de la etapa. No puede decir lo mismo Algarve, donde no hay ni tele en directo, ni resúmenes. La única carrera de la que podrán disfrutar los aficionados es la Vuelta a Andalucía que, paradójicamente, hasta hace un par de años no salió del ostracismo de no tener emisión en directo, ostracismo al que cayó tras el descenso en picado de esta cobertura a partir de 2005 en muchas pruebas españolas.… Leer más

 

El primer ganador en Ancares

Tres etapas ya y las que vendrán

¿Pasará algo en los Lagos de Covadonga? La cima mítica de la Vuelta, un poco descolorida en las últimas ascensiones, es el prólogo -y puede que sea más que eso- antes de la etapa reina de mañana, el Pajares alargado que es Cuitu Negro. De momento, el pelotón ya ha dejado atrás Galicia tras cinco días seguidos en la región, mucho mejores de lo esperado, aunque escasamente decisivos para la general.

El viernes se llegó a Ferrol, la ciudad marítima en la punta del continente europeo, con bastante patrimonio histórico y una geografía ciertamente peculiar, al margen de su ubicación en un extremo del mundo. Fue una etapa espectacular, y sin final en cuesta de cabras. Lo fue por el recorrido y la entrega de los ciclistas, demostrando que tiene que haber espacio para todos en una carrera de tres semanas, y no sólo para los uphill finishers.… Leer más