Valverde mínimo

Valverde mínimo

Valverde consigue por fin ganar una carrera en Italia. No es que lo haya intentado con ahínco (entre el Giro del Piamonte 2006 y Lombardía 2013 ni se acercó a ninguna carrera organizada por el país, por miedo a Torri), pero lo pedía su trayectoria y su perfil como corredor. El problema de Valverde es que ese perfil se mezcla y se hibrida con su perfil hematológico, ese que ahora se obvia o se banaliza. Ha sido una bonita victoria, pero no una gran victoria.

Valverde se ha presentado en Italia con cinco victorias en su haber (tres etapas y general de Andalucía, y Vuelta a Murcia) y con el firme propósito de ganar en Strade Bianche y en el Giro del Lazio. En la primera de las citas hizo la tradicional valverdada: en una carrera trepidante y donde estuvo hiperactivo, el murciano despreció el movimiento decisivo -ataque de Sagan, inmediatamente replicado por Kwiatkowski, aunque su salto no se pudo ver- a 21 km.… Leer más

 

París-Niza mejora, pero no es suficiente ante Tirreno-Adriático

París-Niza mejora, pero no es suficiente ante Tirreno-Adriático

Este año no hay sorpresa y la Tirreno-Adriático vuelve a ganar a la Paris-Niza en cuanto a participación, pero el margen se ha estrechado. Desde hace años la UCI programa ambas carreras, que pasan por ser dos de las seis vueltas de una semana más importantes del calendario, en paralelo durante cinco días: la cita francesa empieza el domingo y la italiana el miércoles para acabar un martes, un apaño pocas veces destacado.

En la salida de París estarán Betancur, Van Garderen -que en Omán demostró estar en forma-, Chavanel, Spilak, Rui Costa, Boonen y su guardia pretoriana para el Norte, Gerrans, Bardet, Porte, Boasson Hagen, Voeckler, los Schleck y, con mención especial, Vincenzo Nibali. El corredor de Astana ha ganado las dos últimas ediciones de Tirreno-Adriático y, con buen criterio, se ha ido al calendario francés, que siempre ha tenido de lado.

Por su parte, en Tirreno-Adriático se verán los primeros sprints de tu a tú entre los grandes de la categoría, a cargo de Gilbert, Sagan, Demare, Modolo, Cavendish, Greipel y Kittel: la Sanremo está a la vuelta de la esquina, y es el objetivo de la temporada, cuando no de la vida deportiva, de los velocistas.… Leer más

 

Una victoria del equipo para Boonen

Una victoria del equipo para Boonen

Sin el mal tiempo de la Het Volk, muchos de los ciclistas que disputaron la prueba del sábado repitieron el domingo en la K-B-K, carrera menor del calendario belga que el año pasado, y por culpa del intenso frío, no pudo disputarse. La carrera, que tiende a acabar al sprint cuando no intercede la meteorología, resulto inusualmente atractiva por una acción que se produjo a 73 km. de meta. También por el vencedor final.

Quedaba todo ese mundo para meta cuando el gigantón del Quick Step Stijn Vandenbergh pegó un arreón de aupa y se quedaron 10 corredores delante, los mismos diez corredores que llegarían destacados a meta con minuto y medio sobre el pelotón. Fue un bonito espectáculo de diez galgos contra un pelotón donde Katusha, Sky y Lotto tiraron a tope sin poder cazar a los fugados, que no eran precisamente cojos: VanMarcke, Hofland y Wynants del Belkin, Vansummeren, Lampaert del Topsport Vlaanderen-Baloise, y nada menos que otros cuatro corredores del Quick Step (Trentin, Van Keirsbulck, Maes y Boonen), además del que provocó el corte.… Leer más

 

Lo estándar es Stannard

Lo estándar es Stannard

Fantástica edición 2014 de la Het Volk, la carrera ideada como un pequeño Tour de Flandes y que muchas veces resulta mejor que su referente, en gran medida porque es la primera gran cita de la temporada, los corredores salen con muchas ganas y porque tiene los elementos clásicos que, justamente mezclados, producen esa cosa que nos gusta tanto y que se llama ciclismo, al margen del resultado final.

Ese es uno de los óbices de la Het Volk: disputada a finales de febrero, hay muchos corredores favoritos para abril que ni la disputan (estoy pensando en el mejor cliente de Luigi Cecchini) y desde el año 2000 no la gana alguien que después gana también en el auténtico mes del ciclismo belga. Tiene su lógica en cuanto a preparación y nivel, y también es muy agradable ver a otros corredores de perfil más secundario lucirse en la carrera. Por algo es lo único que ganó Flecha en el Norte.… Leer más