Ewan se impone en el Criterium de Nimes

Una vez más han sido los ciclistas y los equipos los que mejor han sabido interpretar el recorrido. Si a una etapa de descanso le sucede una etapa en línea sin ningún tipo de dificultad, los ciclistas se la tomarán como una segunda jornada de descanso: 44 km/h de media, 35º grados y todo lo que quieran, pero el mismo esquema de siempre de fuga consentida de 4 o como mucho 5 corredores, con los que juegan durante toda la etapa para cazarlos en los últimos kilómetros.

El criterium de Nimes fue para el especialista en criteriums que era Caleb Ewan, propulsado al estrellato de los sprinters -el primero que repite en esa edición- en el Tour de su debut. El año pasado se tomó muy a pecho que el Mitchelton lo excluyese de la carrera y se fue del equipo, repitiendo lo que ya le había sucedido a Matthews. No se puede decir que lo extrañen mucho: el equipo australiano lleva tres etapas en la carrera, y no ha tenido que llevar un bloque de sprinters para apoyar a ningún velocista.… Leer más

 

Choque de superequipos en el Tour 2016

Choque de superequipos en el Tour 2016

Este sábado comienza el Tour de Francia, la carrera que todo lo da y todo lo quita. Miren el ejemplo de Nairo Quintana que, a pesar de llevar una temporada impresionante (Volta, Romandía, 3º Itzulia, Ruta del Sur) vive obsesionado con el Tour, con poder subir al primer puesto tras haber sido dos veces segundo en sus dos únicas participaciones. Y solo le vale ganar, claro.

¡Cuantos grandes corredores se han estrellado una y otra vez contra el muro que supone el Tour! El Tour lo da todo, y un nuevo tiro al palo de Quintana hará que se olvide su notabilísimo año, lleno de victorias conseguidas bajando de la montaña andina, donde pasa todo el año para bajar puntualmente a recordar que, si alguien puede batir a Froome, es él. Que ya gana hasta cronos.

Quintana y Froome ya han protagonizado dos duelos directos en el Tour: en 2013 y 2015.… Leer más

 

El ciclismo empieza a devolver a Wellens parte de lo que le debe

El ciclismo empieza a devolver a Wellens parte de lo que le debe

Hubo un momento en que pareció que el pelotón se iba a fumar la etapa, nada menos que el primer final en alto de la carrera. La fuga del día circulaba con 3´de ventaja y el pelotón se había parado de manera alarmante, luego de una tormenta, bastante más suave de las que se auspiciaban en la salida de Ponte, hacía 90 km. Quedaban todavía otros 60 km. de etapa cuando atacó la pareja del Lotto conformada por Pim Ligthart y Tim Wellens.

Así es el Lotto, un equipo admirable por muchos motivos (hace contratos mayores de dos años, mantiene en plantilla a corredores que nunca ganan y son anónimos), pero especialmente porque trabaja en equipo y siempre busca atacar. El día anterior fueron Roelandts y Greipel, ayer Ligthart y Wellens. Además, tienen de largo el mejor maillot del World Tour, una casaca con aire retro que ya se ha convertido en un clásico del pelotón, casi tanto como la propia estructura del equipo, que existe desde 1991.… Leer más

 

Si gana De Gendt gana el ciclismo

Era tan difícil como esto: estar a la altura de la participación en la Volta. El balance, pasado el ecuador de la carrera, es igual de lamentable que en otros años: recorrido insulso, escasa competitividad y una realización televisiva que, en vez de realzar la prueba, la empobrece.

El primer día con final en Calella se dio paso a la señal internacional sin que el helicóptero estuviese en funcionamiento, agraciando al espectador con la ya clásica toma de la recta de llegada con el zoom a tope, quizás en homenaje a la victoria de Paterski el año pasado. Afortunadamente, no se llegó a tales niveles de ridículo y, cuando quedaban poco más de 50 km para meta, ya se vieron imágenes en directo del pelotón.

Imagenes malas, sacadas como si los profesionales fuesen expertos en toreo -coronando un puerto se vio como las motos adelantaban a los fugados, como si no hubiese un sitio mejor ni antes, ni después-, especialmente las de helicóptero: para ahorrarse un segundo aparato que haga de relé, hay una única aeronave que hace unas tomas desde la troposfera, donde se ve a liliputienses escalando montañas desérticas.… Leer más

 

Los planes quinquenales de Brailsford

Los planes quinquenales de Brailsford

Hace cinco años debutaba en el pelotón profesional el equipo Sky, calificado entonces como “el equipo científico”. Todavía no se había acuñado la expresión “ganancias marginales”, y aquella temporada no fue precisamente memorable. La epopeya es suficientemente conocida -libros incluidos, uno de ellos traducido al español esperando no se qué publico- y no es el tema de hoy.

Lo que ahora cuenta es que Brailsford, la mente detrás del proyecto de un equipo británico de nivel, ha hablado del año 2020 como el siguiente horizonte del equipo que viste de negro: lo que viene siendo la continuación del plan quinquenal.  Cinco años, en términos de ciclismo -donde los contratos de corredores rara vez superan los dos años, por ejemplo- es una eternidad, pero no para este Tocado por los Dioses, capaz de hacer de insípidos corredores de pista furiosos escaladores de la Madelaine. Y lo que se tercie.

El balance del Primer Plan Quinquenal del Sky es positivo.… Leer más

 

Una atención especial para…

Que mejor manera de reengancharse a la escritura del blog -tres post en los últimos dos meses, vaya nivel Maribel- que con una de las secciones fijas del blog: terror de los profesionales, sibilla de la temporada por venir, no es más que un mero entretenimiento -todo lo es- sobre ciclistas variados que tienen en el 2015 una temporada decisiva para sus aspiraciones futuras en el pelotón.

Konig: el checo ya salió en esta sección en 2012, cuando no lo conocían ni en su país. Tras debutar con un top-ten en el Tour -y alguna exhibición sin explicación-, el corredor salta nada menos que al Sky. En principio formará parte del tran-tran para la montaña, en un rol parecido al de Nieve. También puede ser que acabe como Tiernan-Locke, porque su evolución y prestaciones -además de su activismo de pandereta contra el dopaje- siempre son garantía de lo mejor y de lo peor en el ciclismo.… Leer más

 

Se va un gigante de la ruta

Se va un gigante de la ruta

A última hora de ayer el Lotto comunicó que Oliver Kaisen tenía que dejar el ciclismo por prescripción médica, al parecer por una alteración cardiaca. La nota de prensa de su equipo, modélica en cuanto a su extensión y claridad, explica el caso completamente: ya en noviembre el examen rutinario de la UCI descubrió algo raro, y disputando el Down Under notó que algo no iba bien.

Kaisen es uno de esos titanes -también por su altura, unos inusuales 1´95- de la ruta que rara vez alcanzan los titulares porque nunca ganan. En el caso del valón, sólo lo ha hecho una vez, en la Vuelta a Turquía de 2009. Eso sí, se pasa todo el día tirando del pelotón para los sprints del que ha sido su único equipo profesional en los nueve años que ha estado en el pelotón, el Lotto belga. No es el único caso en el equipo.… Leer más

 

Intxausti, el rosa por un día

Hoy tiene las azafatas más cerca que en sus tweets

¡Otro día en el Giro sin cuesta final de cabras y otro día que ha habido una etapa más que decente! Esta vez el espectáculo venía por el recorrido, esa arma recurrente de la organización y que rara vez falla. Recorriendo la costa adriática de Puglia (en la bota imaginaria que es Italia, el talón de Aquiles) de sur a norte, los ciclistas dejaron atrás la tumultuosa Bari para acabar en un circuito en torno a Margherita di Savoia, enclave casi lunar rodeado de extensísimas salinas.

Es un pueblo que no puede crecer y por eso, extrañamente en Italia, crece en altura: por un lado tiene el mar, por los otros tres lados tiene una salinas que se extienden a lo largo de 20 km y que en algunos puntos llegan hasta 5 km tierra adentro. Por eso tienen un rascacielos (escala italiana, ojo) y la mayor parte de las casas de más de cinco plantas.… Leer más

Se rompe una relación

Estaba cantado

Estalló la tormenta. El mejor ciclista de 2010 según los puntos UCI -un sistema objetivo- y probablemente de 2012 cuando acabe la temporada, está a cara de perro con su equipo, el mismo donde afianzó el salto de calidad que se veía notando desde hace años, un salto que nadie se esperaba, yo creo que ni el propio protagonista.

En la extraña historia de los tres años de relación entre J. Rodríguez y el Katusha se juntan el hambre con las ganas de comer. El equipo ruso buscaba un uphill finisher tras los sonoros descalabros de Colom y Pfannenberger, y un jefe de filas para la Vuelta a España: se encontró con un corredor que debutó en el Tour a los 30 años con un sexto puesto y una etapa (y segundo en el Tourmalet), y que lleva tres años en la lucha por la victoria en la Vuelta o en el Giro, además de brillar en las clásicas de las Ardenas.… Leer más

Contador obtiene su recompensa

Mucho mejor que la celebración de la pistola y el tiro al aficionado

Supongo que el refranero español tendrá algo para explicar lo sucedido ayer entre Santander y Fuente De, todo Cantabria, algo así como “tanto va el cántaro”, pero en la versión original el cántaro nunca ha sido sancionado por dopaje ni contenía más líquido que el que podía.

Quizás los continuos ataques de peseta de Contador a lo largo de la Vuelta propiciaron el estado de madurez necesario para lo de ayer, aunque en su momento sólo se tradujesen en mayor pérdida; quizás tuvo que mediar la tercera semana, el día después del descanso, una cierta confianza del líder o lo que fuese, pero la jugada de ayer le salió redonda.

 En todo caso, el ingrediente estaba claro: atacar, atacar y atacar; si no puedes con tu rival en su terreno -los finales de etapa con grandes porcentajes-, inténtalo de otra manera, pero atacando siempre; parece que Contador ha aprendido algo -y el hecho de estar a sólo 22″ del liderato, claro- de la auténtica etapa mítica de Andy Schleck en el Galibier 2011: utilizar los llanos para poner peones, alianzas de carretera, la indecesión de los perseguidores y, lo más importante, atacar en el momento justo.… Leer más