El último de la generación de 1990

El último de la generación de 1990

Italia había convertido el irrelevante Campeonato de Europa de ciclismo en un coto particular. Con nula competencia, había logrado imponerse en las tres últimas ediciones con tres corredores diferentes. Ayer consiguió la cuarta victoria consecutiva, y con el cuarto corredor. El nivel de la prueba no ha mejorado, aunque estuviese alguna estrella de relumbrón más imaginado que real, y estuviese Pogacar, todavía lejos de su forma. Algo es algo.

Baste decir que, tras la rutilante estrella eslovena, los corredores de más cache en cuanto a resultados de la temporada son Bennet -que corría porque representaba a Irlanda, no a su equipo-, Almeida, Ulissi y Landa, no precisamente unos ganadores natos, o no al menos en carreras del prestigio que ambiciona un campeonato de Europa que no termina de despegar.

Con todo, fue una buena carrera. La culpa de todo estuvo en movimientos muy lejos de meta, un corredor medio lelo que hace de caballo loco, el poco control que podían ejercer las selecciones más potentes -increíble lo de Francia- y esa tendencia generalizada desde hace años a que el auténtico espectáculo está en las carreras de un día.… Leer más

Bardet gana de nuevo (en Cáceres)

Bardet gana de nuevo (en Cáceres)

Había turra desde hace tiempo con el regreso de la Vuelta a Extremadura, la extensa región española rica en gasto público, y que no recibía una etapa desde el año 2013. Guillén, siempre buscando caladeros para su negocio, se ha abalanzado sobre la región, y su equipo de propagandistas en TVE ha estado repitiendo durante todo el día la grandeza de la etapa de hoy, lo bonito que es todo, y que estamos descubriendo un clásico. Que volverán.

Si es así, que sea en una Vuelta mejor que la de este año, que languidece entre la indiferencia de todos y el nulo espectáculo competitivo: lanzadores  que ganan cuando su líder falla, seis corredores repitiendo triunfo de etapa, o un líder paja a punto de acabar la segunda semana, con bastantes probabilidades de llegar así al segundo día de descanso. Hoy ha sido un perfecto compendio de la intranscendencia de esta carrera, con una fuga consentida absolutamente prescindible, y un pelotón paseándose de manera vulgar y obscena.Leer más

Carapaz golpea de nuevo

La Vuelta a Suiza está teniendo un nivel bastante bajo que no ha imposibilitado que hoy se viese una muy decente etapa de montaña, con ataques “de lejos” gracias a que el puerto duro era el penúltimo, y estaba encadenado con el final, menos exigente.

En cualquier caso, era el final más duro en lo que queda de carrera, porque en la prueba nunca han gustado de los grandes porcentajes. Una buena muestra se vió ayer, en una etapa de recorrido paisajista que tenía un puerto antes de meta de nula dificultad, pero que había desatado las fantasías entre los que no conocen la zona, o el país, o la prueba.

Eso quizá explicase el ridículo contínuo de la Patrulla Canina, que relevó de sus funciones de control del pelotón al Alpecin del Nietísimo. Llevaron al pelotón por el valle que sale de Spiez hacia Gstaad a una velocidad altísima, y todo en pos de una fuga de contrarrelojistas que llevaba 6´ de ventaja.… Leer más

Simon Yates, favorito otra vez

Fiel a su cita de todos los años, el corredor lagunar, discontinuo y ciertamente sospecho Simon Yates vuelve a presentar su candidatura al Giro de Italia. Es difícil que no sea así con la exhibición que hoy se ha marcado en el Tour de los Alpes (el Giro del Trentino vitaminizado) ante muchos de los mejores escaladores del pelotón, y algunos de sus rivales directos en la cita de mayo.

Tradicionalmente los corredores elegían el Tour de Romandía para ultimar su preparación para el Giro, pero desde hace ya unos cuantos años la cita suiza ha sido arrumbada, y solo van los que tienen objetivos más lejanos que el Giro de Italia. Entretanto, en Italia ha florecido una vuelta menor, que con una agradable combinación de montaña -pero no altísima montaña-, etapas contenidas, y evitando abusar de los finales en alto atrae año tras año a los escaladores.

Desde que se llama Tour de los Alpes hacen la mitad de las etapas en el Tirol del Norte, o el Tirol austríaco.… Leer más

Una vuelta pequeña con los ganadores de las tres grandes

Tras un año de ausencia que nadie ha extrañado, el lunes regresa la Vuelta al País Vasco. Con el Covid-19 ni se plantearon un aplazamiento: bajaron el portón, y hasta 2021. Es una carrera con serios problemas presupuestarios -de ahí el lamentable espectáculo de mendigar el dinero del Banco Sabadell hace unos años- y que vivía desde hace muchos años en un bucle de aburrimiento.

Cualquiera que haya visto la prueba lo puede corroborar. Un recorrido previsible, insulso, y la insistencia mezquina en situar la contrarreloj el último día, ahogando cualquier otra situación de carrera que no fuese aguantar entre segunditos hasta el último día. La propaganda local vendía, como no podía ser menos, lo de “se subirán 40 puertos” (cuestas, en su mayor parte) y la “altísima calidad de los participantes”.

Algo ha cambiado. Y para mejor, porque peor no se podía estar. En un giro copernicano, la crono pasa a disputarse el primer día y, aunque el último será la manoseada y soporífera subida a Arrate (un sitio donde el que mejor entra situado en la curva final gana, o se pega una ostia como El Babayu), por el medio queda lo que llamaríamos la carrera, que forzosamente será mejor porque habrá que recuperar el tiempo perdido del primer día.… Leer más

Triplete centenario

Ha sido una Volta del centenario mucho más que digna, en gran parte por el gran nivel de participación. El ganador(es) final pues a ver qué trayectoria tiene, porque debe su triunfo -la primera vez que gana una vuelta WT en Europa- al equipo en el que milita, el que le ha permitido dar un salto en su trayectoria lagunar y de yo-yo.

La etapa más insulsa de la carrera fue la de Mataró, ya anunciada como tal en la presentación del recorrido. Lo remató el inútil paso por el circuito de bólidos de Cataluña, un escenario varias veces repetido por el ciclismo en otros sitios -incluso un Mundial, la mierda de 2002- y que directamente mata este deporte, con sus curvas de radio imposible, sus dimensiones, y todo lo que le acompaña.

No hacía falta, y volverán a hacerlo. La escapada tampoco fue gran cosa, y lo más divertido vino cuando la Patrulla Canina, que en carrera suple las mismas funciones que el Wigarma o el Amore&Vita, se puso al frente en el inicio de la subida al tercera antes de meta, tras pasar Cardedeu y el desvío a Llinars del Vallès.… Leer más

¿Chaves? ¿En serio?

Resulta difícil creer que tras las dos etapas de montaña de la Volta el mejor corredor haya sido Esteban Chaves. En el fondo, la Volta no se puede quitar de encima ese marchamo que tiene con este tipo de corredores, y eso contando que el colombiano ha logrado cosas importantes. La pena es que fueron en otra vida.

Ayer fue segundo, y hoy ha ganado la etapa reina con un ataque a siete kilómetros de meta -lejano, en los estándares actuales-, resistiendo el ritmo de caza del trenecido Ineos. El mejor corredor de los Pirineos es uno con el que nadie contaba, uno que había anticipado el rápido declive de la generación de 1990 ya en 2018, con su recordadísimo blancazo en el Giro de Italia.

Blancazo permitido y auspiciado por su equipo, en el que ha militado siempre, al margen de sus cambios de nombre, hasta el actual de Bike Exchange, tan próximo al de una ONG como el de Manuela Fundación.… Leer más

Vestido de blanco

Me quedo con esto. La primera reacción de una persona de mi entorno, a la que el deporte se la suda, fue exclamar “¿pero no es un poco tarde?”. Como sabrán por la concienzuda campaña de propaganda, este domingo el fauno circense Jordi Evole entrevista a Eufemiano Fuentes, 15 años después de la Operación Puerto.

Sí, claro que es tarde. La inmensa mayoría de los deportistas implicados están retirados o sumidos en el olvido colectivo, y es tan tarde que este programa estaba en la cola de temas de El Follonero desde hace varios años. ¿Por qué no se hizo antes? Ellos sabrán. Como son muy transparentes no tendrán problema en decirlo.

Lo que viene a continuación es una reseña avant la lettre, un género bastante atípico pero que se debería practicar más. Yo lo he hecho en alguna ocasión y me gusta bastante. Es muy fácil: si sabes que el autor es un patán, que el tema no viene a cuento, y que todo esconde otra finalidad que la publicitada, es fácil adelantar acontecimientos.… Leer más

El Giro de siempre

El Giro de siempre

La mayor novedad del Giro 2021 reside en que se ha presentado a escasos dos meses y medio de que empiece la carrera. Otro años se sabía el recorrido desde noviembre, y en esta ocasión incluso la Vuelta ha presentado antes su itinerario.

No se sabe por qué ha sido. ¿Quizás buscando etapas alternativas por la si la nieva malogra los planes? Más bien todo apunta a la extrema dificultad para sacar adelante la carrera, que el año pasado dependía de la salida de Hungría, y este año discurrirá casi íntegramente por Italia. Muchas etapas concentradas en una única región (cinco, en Piamonte), lo que indica claramente que la carrera se sustenta, en lo económico, en un único butrón.

Así es como está el ciclismo, en el segundo año de la pandemia. Lo demás es engañarse sobre la buena salud de una carrera que el año pasado tuvo a los corredores locales de comparsas, y que este año vuelven a fiar todo al vejestorio de Nibali, que lleva en el DNI lo de no reconocer jamás que ya no está para estas empresas.… Leer más

Una gran Vuelta a España

Solo 24″ han separado a Roglic de Carapaz en la clasificación final de la Vuelta. Es un diferencia que no es justa con el dominio que ha tenido el esloveno durante toda la carrera, desde el primer día: mientras el númeno uno del mundo ha ganado cuatro etapas, el gregario del Ineos -como tal fue fichado, y salvo lesiones de sus compañeros jamas será líder en el Tour- ninguna.

Las razones de por qué tan estrecho margen hay que encontrarlas en la peculiar forma de correr de Roglic, que cuando gana en línea lo hace siempre dentro de su distancia, y que en esta Vuelta ha ido a menos, incluso más de lo que acostumbra. No estuvo super en la crono, y el resto de su ventaja se debe a los segunditos que ha arañado en montaña, y a las bonificaciones.

Sus muchos detractores -ninguno abiertamente- no han tardado en incidir que ha ganado por esos segundos extra que se dan a los que cruzan la línea de meta en las primeras posiciones; bueno, esto último no lo han dicho, porque son tan lerdos que pretenden hacer creer que Roglic ha ganado la Vuelta sprintando en los puntos intermedios, como Contador en 2008 en Almodóvar del Campo.Leer más