Celebrar cien años para esto

Celebrar cien años para esto

Cien es una cifra mágica y redonda, que se presta a celebraciones y conmemoraciones de todo tipo. El Tour se apresta a celebrar su segundo centenario, pero no porque cumpla doscientos años (sería un bicentenario), sino porque ya celebró su centenario en 2003, y ahora celebra el centenario de las ediciones disputadas, después de los años perdidos en las dos guerras mundiales.

No hubo Tour en la Francia del execrable régimen de Vichy, pero lo que están montando para esta ocasión no desmerecería nada a una política propia de aquel régimen títere al servicio de los ocupantes extranjeros. Es más: es tan rídiculo que dudo que los asesores de Petain se les hubiese ocurrido una astracanada similar.

La organización del Tour no ha tenido mejor idea que montar una recepción al final del Tour de este año para todos y cada uno de los corredores que, estando todavía vivos, hayan completado al menos una edición del Tour.… Leer más

 

Wiggins, un líder confiado en sí mismo

El nuevo líder, señalando

La Vuelta, que desde hace una década está a la búsqueda desesperada de nuevos finales (La Pandera, La Covatilla, la Bola del Mundo, Calar Alto, cualquier montaña de Asturias) había siempre dejado de lado una subida famosa como es la que lleva a la única estación de esquí gallega, conocida como Manzaneda y situada en el provincia de Orense, bajo muchos estándares la zona más pobre de España.

Subida en competición en la extinta Vuelta a Galicia, las razones por las que la Vuelta jamás se había aproximado a estos territorios hay que buscarlas en el índole socieconómico, la variable más contundente cuando estamos hablando de estas cosas. Cada cual podrá sacar sus conclusiones a la vista del lamentable estado del firme (“carretera que se agarra”, dijo el guiñol de Carlos de Andrés), la apatía del público (al paso por una aldea se vio claramente como una madre empujando el carrito ni se giraba para ver a los ciclistas, el resto cunetas vacías) y la desolación general en cualquier aspecto, pero insisto en que la realidad es muy terca con algunas cosas.… Leer más

La Vuelta consigue crear expectación

Una idea de Cordero, de momento desechada

Por una feliz concatenación de hechos, la Vuelta empieza este sábado 20 de agosto como el mayor acontecimiento deportivo que se podrá disfrutar este finde, debido a la huelga de futbolistas profesionales. No parece que los medios vayan a aprovechar esta circunstancia para ampliar la cobertura ya establecida -al final de los bloques informativos, y con suerte-, y es una pena porque la Vuelta del año pasado fue de las mejores carreras que se recuerdan, y la de este año va por el mismo camino.

Influye la categoría de los corredores, que todos los favoritos -más o menos- se mueven a un mismo nivel, un recorrido montañoso pero compensado con la brutal crono de Salamanca de 47 kms., y donde destaca el gran acierto de poner un final en Sierra Nevada el cuarto día de carrera. La idea, aplicada por ejemplo en el Giro 2009, permite que no haya tapados (un Velits, por ejemplo) y que todos tengan que dar la cara desde un primer momento, clarificando asimismo la clasificación.… Leer más

Una Vuelta apasionante

Primer día de descanso en la Vuelta y ya han pasado tantas cosas como las que solían pasar en otras vueltas al término de la carrera. Está siendo una carrera apasionante y llena de hechos relevantes. Dura pugna por el liderato, ganadores de prestigio, un recorrido muy acertado y situaciones muy emocionantes.

El jueves se llegó a Murcia tras subir la Cresta del Gallo, donde por una vez no se descalabró nadie en su peligroso descenso. El pelotón se cortó (por delante los corredores destacados y por detrás los sprinters puros) con un buen puñado de esos notables corredores que año tras año escogen la Vuelta por encima de otras carreras o consideraciones: ganó Hushvod contra todo pronóstico, imponiéndose a Bennati, Bole, Davis, Pozzato o Gilbert.

El viernes fue el turno de Petacchi en un sprint clásico sin alterar su trayectoria. El damnnificado fue Cavendish, que sin lanzadores a su altura no es tan imbatible.… Leer más

Demasiado ciclismo para tan poco país

¿Otro caso de vidas paralelas? Ojalá fuese así, pero en esta ocasión la primera premisa, la de la vida, está en entredicho. Mientras el domingo Frank Schleck conseguía el mayor éxito de su vida deportiva, su compatriota, ex-compañero de equipo y ex- amigo Kim Kirchen estaba en coma inducido tras haber sufrido un colapso en la habitación del hotel donde descansaba, tras haber disputado ambos la etapa del viernes en la Vuelta a Suiza.

El mayor de los Schleck consiguió, contra todo pronóstico, ganar la general de una vuelta por etapas defendiendo su ventaja en la última crono, especialidad donde dice haber mejorado mucho a pesar de sus 30 años de edad. Antes de la crono de 27 kms. era 4º en la general a 38″ del liderato, pero tras desplomarse los tres corredores que le precedían, consiguió la general por 12″ sobre Armstrong y 17″ sobre su compañero Fuglsang, que estaban en los puestos 7º y 9º a 55″ y 1´17″ del liderato.… Leer más

Decían que esta Vuelta era diferente

Mira que me sabe mal por ciertos colectivos que habían apostado porque esta era una Vuelta diferente, con etapas de montaña con “puertos encadenados” y no se qué zarandajas más. Mi pesimismo antropológico sobre esta carrera y sus organizadores pueden más de lo que se veía reflejado en el papel, y está bien insistir una vez más sobre esto: la Vuelta la salva su extraordinaria participación, lo demás es tedio y hastío de una carrera mal planteada y peor ejecutada.

Tras el primer triunfo de Farrar en una grande -ha disputado las tres de este año, ahora dice que va al Mundial- en Caravaca de la Cruz, y tras el reparador día de descanso, los ciclistas encararon la etapa reina de la Vuelta, la de Velefique. Curiosamente, por esos artes de trilero que demuestran los periodistas de ciclismo, tras el absoluto bodrio vivido en Almería lo de etapa reina pasó a Sierra Nevada, porque la realidad de esta Vuelta es muy terca y siempre se puede aplazar un poco más.… Leer más

La fortaleza de la Vuelta

El jueves la caravana ciclista volvió a España y todavía seguían repitiendo las imágenes de la caída de Lieja. La ocasión sirvió también para que TVE nos ofreciese, además de su particular concepción del ciclismo, imágenes de las anteriores llegadas a Vinarós y La Revuelta, que se estrenó con Ezequiel Mosquera. No se acostumbren a ambos espacios: ayer, con la llegada a Aitana, no hubo lo que hay que tener -decencia periodística- para recordar la última llegada al puerto alicantino, con Piepoli, Heras y Santi Pérez; y La Revuelta, como todas las etapas están llegando con media hora de retraso (y nadie dice nada o parece darse cuenta de esta circunstancia, como si fuese lo más normal) se queda en un besamanos entre amigos.

A los organizadores no se les ocurrió mejor idea que meter al pelotón por un camino agrícola en tal mal estado que las motos de la Guardia Civil tenían que ir cubriendo los flancos para que nadie se saliese fuera.… Leer más

Y si gana Sebastien Hinault es un problema

CorderoVuelta2008Lo diré de entrada: tengo una concepción bajísima de la capacidad cognitiva de Victor Cordero, cabeza visible -a falta de otra cosa- de la Vuelta. Ayer fue el invitado estrella de La Revuelta. El tema era el futuro de la ronda, un tema ya tratado con anterioridad en este blog, con un rarísimo consenso. La larga charla de más de media hora confirmó mi conjetura: la Vuelta camina hacia su autoexterminio. Y los ejecutores piensan que la están salvando.

Veníamos de una etapa de montaña, la más larga de la ronda, donde ganó un clasicómano como Ballan, y donde se vió poquísimo por las condiciones metereológicas, las mismas que en el Tour o en el Giro no impiden la retransmisión. Al día siguiente, Moncoutie ganaba el otro final en alto, mientras que entre los favoritos no había apenas diferencias. Nos cuentan que el hombre que nunca cede tuvo una crisis que se tradujo en…5″ perdidos.… Leer más