Quinto gregario de Indurain muerto antes de los 60 años

Sucedió en la primera quincena de agosto de 2018. Había acabado el Tour y no hay mucha competición en ese periodo, salvo la Vuelta a San Sebastián -que este año no se disputará, tras haber sido ganada por un juvenil-. y la Vuelta a Burgos, convertida por el Covid-19 en el nuevo papel higiénico de los equipos profesionales.

Son vacaciones para este blog, pero por entonces todavía tenía Twitter. Como no iba a escribir un post, twitteé “Con Armand de las Cuevas ya son cinco los gregarios de Indurain fallecidos antes de los 55 años“.  Se sucedieron las coñas por haberme equivocado en el número, y también los insultos y descalificaciones, algunos de ellos desde cuentas ad hoc ideadas únicamente para eso.

Otras, como la de la foca Jon Rivas, se reían también del número, porque un experto en batallitas jamás valdrá para nada más que para cuentos de niños.… Leer más

¿Habrá una era Bernal en el ciclismo?

Hace cinco años, con la espléndida victoria de Quintana en el Giro de Italia, me planteé la misma pregunta sobre la sensación de entonces. Había ganado la tercera grande en la que participaba, al primer intento en la carrera, y de manera autoritaria. Tenía 24 años y todo el futuro por delante.

Un lustro después, estamos ante el mismo dilema: ¿puede un escalador puro marcar una era en el ciclismo? No, nunca podrá, salvo que se vea beneficiado por los recorridos de los organizadores, porque quizás la mayor fortaleza de Bernal sea que es contemporáneo de la mejor generación de ciclistas franceses en tres décadas, con los que comparte las mismas características.

La temporada 2019 de la última sensación del ciclismo -un deporte que se ha abonado a la fábrica de fenómenos como churros- ha sido muy evidente: ha ganado las tres pruebas por etapas más difíciles del calendario, y siempre con las mismas armas.… Leer más

De repente, una innovación

De repente, una innovación

Todavía con el magnífico poso que ha dejado la vuelta al ciclismo del Col de Turini, el Tour ha enlazado magníficamente el evento con la presentación del recorrido inaugural del Tour 2020. Desde el verano pasado se sabía que esta edición saldría de Niza, y con tal motivo se ha desplazado a la ciudad costera la plana mayor de la organización de ambas carreras.

Al parecer, en Niza hay un “Museo Nacional del Deporte”, equipación con la que se suelen dotar las ciudades turísticas carentes de industria más allá del ir y venir de viajeros. En Málaga apostaron por traer colecciones pictóricas de serie Z para crear un polo cultural [se requiere poner voz aflautada del No-Do aquí], y en Niza -que recibe un turismo diametralmente opuesto al de la ciudad orientada a África- han pasado de franquicias museísticas para crear un equipamiento con el que se aseguran un flujo de visitantes dispuestos a pagar, y con más intereses que ver cuadros de flores y mujeres con tocados.… Leer más

Hasta Bergen ha fracasado

Hasta Bergen ha fracasado

En un evento deportivo está la vertiente del espectáculo y también la del negocio. Sabemos perfectamente lo que sufren las grandes vueltas por etapas para sacar adelante este segundo aspecto, con la Vuelta rapiñando una salida de Nimes para compensar el presupuesto, o la reciente noticia de que el Giro 2018 saldrá de Israel, donde disputará las tres primeras etapas a un módico precio de 15 millones de euros -para un total de presupuesto de toda la carrera de 18 millones-.

El ciclismo, salvo en determinadas y reducidas regiones de Europa, no arrastra patrocinadores y flujos de dinero constante, y ni siquiera puede compensar por la vía de la venta de entradas, como hacen otros deportes mucho más minoritarios. El ciclismo es, en muchos casos, ruinoso, y ni siquiera el tremendo éxito de público del reciente Mundial de Bergen -se ha calculado que el domingo había 100.000 personas en el recorrido-, por no hablar de otros éxitos organizativos, ha cambiado esta tendencia.… Leer más

El anterior Mundial noruego, cumbre del induranismo

Oslo1993Por aquel entonces, el Mundial todavía se disputaba a mitad de agosto. Fue la penúltima edición así, pero por el tiempo que hizo parece que se hubiese disputado en octubre, como pasó de 1995 hasta casi una década después, cuando las presiones de Italia -que veía que no volvía a ganar un Mundial nunca más- se adelantó un par de semanas hasta finales de septiembre.

Oslo había logrado la organización del evento en la reunión de la UCI durante el Mundial de 1990 en Utsomiya (Japón), y era la primera vez que la prueba arcoíris subía tan al norte. Desde los experimentos de los 70 (Mundial en Venezuela y Canada) hasta los de los 80 (en Reino Unido, EE.UU, Austria y este de Japón) la UCI se había cuidado de ir espaciando las citas exóticas, y por entonces Noruega lo era para el ciclismo.

El ciclismo entonces era un deporte eminentemente europeo y que jamás se disputaba por debajo de Holanda: había australianos, colombianos y estadounidenses, pero salvo Anderson, Herrera y LeMond, no ganaban nada.… Leer más

El auténtico lugar de Contador entre los grandes del ciclismo por etapas

Oficialmente, Alberto Contador ha dejado de ser ciclista. Podría haber alargado un poco más su carrera y optar al campeonato del mundo CRI de Bergen, ese que acabará en una subida muy exigente, tal y como habían diseñado los organizadores de Ponferrada 2014 para mayor lucimiento del ídolo de Pinto. Cuando la UCI tiró abajo ese plan -que prevía hacer expropiaciones de terrenos, entre otras salvajadas propias del Tercer Mundo-, Contador se quedó muy disgustado y ni siquiera fue al Mundial que se celebraba en su país, ese que supuestamente lo ha despedido con grandes muestras de afecto. No va a Bergen porque solo corre para ganar, dicen.

“Beteta con Contador”, “Fans de Villar del Río” o “Morcín te quiere” han sido algunas de las pancartas que se han visto a lo largo de la Vuelta, demostrando la poca memoria de nuestro país, y también las tragaderas con según quienes. Contador se retira con una única victoria en la temporada de su adiós (y en una etapa de 117 km.),… Leer más

Haz que parezca un accidente, Mikel

El Tour es mucho más que la lucha por la general, es la lucha continua por el maillot verde, por la fuga, por tener presencia en la carrera, por la mejora del contrato, por la visibilidad, por tantas y tantas cosas que se escamotearon durante la primera semana por un pacto mafioso en el pelotón, que hizo que las etapas llanas se convirtiesen en un carnaval de a ver quien pedaleaba menos, a ver quien hacía lo máximo para aborrecer un tipo de días que, bien planteados, son mucho más atractivos que una etapa de montaña.

Un buen ejemplo ha sido la etapa de hoy, una maravilla (antes hubiese sido otra etapa del Tour, pero empiezan a escasear tanto que hay que apreciarlas y valorarlas en su justa medida) a lo largo de tres horas y media de puro vértigo,  a unos irreales 45´3 km/h, especialmente considerando que es la tercera semana de carrera.… Leer más

Desde La Planche des Belles Filles se ve París

25 años sin que el Tour programase, en una fase tan temprana de la carrera, un puerto de primera. En aquella ocasión fue por pura circunstancia. Dentro de los fastos de 1992, San Sebastián también quiso tener su gran pira pública de dinero público con la salida del Tour, con el consiguiente problema para la organización de la carrera por eso de tener los Pirineos al lado.

Al tercer día había que salir del atolladero, y metieron la carrera nada menos que por el Marie-Blanque y final en Pau, con la victoria en fuga de Murguialday. Hubo fuegos pirotécnicos en la subida corta y dura, hasta el punto que se quedaron en cabeza los cuatro primeros del Tour de 1991: Indurain, Bugno, Chiappucci y Mottet. En el tercer día de carrera. El asunto no llegó a más, salvo para dejar apuntado el podio de París.

En esta ocasión el primera ha venido en el quinto día de carrera, y como final de etapa.… Leer más

Carreras que desaparecen: el Criterium Internacional (y III)

2014_criterium_international_poster_afficheReceta para matar una carrera de gran arraigo en el calendario ciclista, de ilustre nómina de vencedores y formato exitoso: ponerla en un fin de semana donde compita con otras tres pruebas ciclistas. Esta sería la dosis homeopática que ha enviado a la fosa al Criterium Internacional, otra carrera organizada por ASO -como Qatar- que en este 2018 no se celebrará, con la notable diferencia que esta era una carrera que se disputaba en Francia.

En Francia, y para franceses. La prueba vivía en una permanente agonía deportiva desde hace diez años, cuando ese monstruo alemán llamado Voigt se especializó en ganar una y otra vez la carrera, que había logrado en 1999 cuando era un engendro con planta de jugador de balomnano que sumaba carreras en plena #EPOGoldenAge, según sus palabras limpio. Es una buen forma de ir rematando una carrera, como casi pasa con el Tour y septenio de Armstrong.… Leer más

¿Puede Quintana lograr el doblete Giro-Tour?

AnuncioLo había anunciado en un periódico colombiano, y pocos le creyeron. Hoy Nairo Quintana ha confirmado que tomará la salida en el Giro de Italia, la carrera que conquistó en 2014 a la primera participación, como Anquetil, Hinault, Indurain y Contador. De manera paralela, la noticia supone que no defenderá su título en la Vuelta, porque el Tour -es el Movistar- es intocable.

El Giro celebrará la edición número 100 con una participación espectacular, y ya lo era antes del concurso del escalador colombiano. Al revés que en 2014, cuando el mero anuncio de hacer Giro y Vuelta ya ilusionaba, en esta ocasión deja más bien frío.

Deja frío porque en este tiempo transcurrido Quintana se ha mostrado incapaz de ganar el Tour de Francia: tanto en 2015 como en 2016 ha ido siempre por detrás de Froome, hasta el punto de ni siquiera realizar un ataque en la última edición.… Leer más