Un talentino para salvar un Giro

PortadaBicisportEnero2014
Enero de 2014: portada sin nada para merecerla

Ehhhh….el Giro, ah sí. Que se está disputando el Giro. Que quedan seis etapas. Que ha pasado un fin de semana de montaña -flojita- y ha pasado bien poco cosa. Que los ganadores de etapa, y la disputa por la misma, están a la altura de la Vuelta a Turquía. Que nadie es responsable de nada de lo que está ocurriendo, pero todos esperando en que una etapa-mágica de un vuelco a la clasificación y haya emoción, disputa, o lo que sea. Que haya algo, por Dios. O por Acquarone.

El viernes, en otra etapa-farsa en cuanto a recorrido y distancia (140 km., circuito final semiurbano) los ciclistas pillaron un buen chaparrón de lluvia y frío. Un puñado de valientes salió al ataque y, vista su intranscendencia para nada, consiguieron llegar a meta, después de que el pelotón calculase mal el tiempo que quedaba, el circuito o vaya usted a saber qué. Atención: el pelotón es incapaz de neutralizar una fuga de corredores de serie Z en un circuito. Como en las carreras de juveniles.

Marco Canola -25 años, del Bardiani- ganó el sprint a Jackson Rodríguez -eterna promesa de Savio- y Angelo Tulik (¿¿¿???) del Europcar. Este es el nivel, señores. Antes, en las escapadas del Giro, había un Lars Bak, un Pablo Lastras, un Hansen…corredores de siempre, gregarios, que se metían en escapadas para un día de gloria, y siempre contra rivales de igual enjundia. Ahora no. Canola, del que dicen que es un gran tipo, aunque sólo sea porque dice cosas transcendentes sobre el amor y la evanescencia en meta.

Lo mejor de todo es que al día siguiente ganó un compañero del Bardiani. Dos etapas seguidas para el equipo italiano, modesto donde los haya. Esta vez fue Battaglin -sin nada de relación con el ganador de Vuelta y Giro en 1981-, que ya había ganado en 2013 y que fue a triunfar en Oropa, allí donde antes habían ganado Ghirotto -y no Ugrumov, como mucha gente piensa-, Pantani y Piepoli. La subida al Monasterio que se yergue sobre la industriosa -y muy orgullosa- ciudad de Biella fue desesperante.

Ojo: la victoria de Battaglin fue bonita, porque alcanzó a sus compañeros de fuga Cioni y Pantano en el último km., para después batirlos al sprint. De hecho, cuando era un afamado talentino italiano, su especialidad era esta. El paso a profesionales, y los mejores controles antidopaje, lo han dejado en un corredor de tercera fila que bueno, por lo menos gana a un Sky.

Hesjedal y Rolland, que está que se sale, atacaron en el puerto anterior, buscando maximizar el daño y la ganancia. Al final, entraron delante de los favoritos, pero por muy poco margen. Sin embargo, un aplauso por hacer lo que otros no hacen, o están esperando demasiado para hacer. Sí, porque entre esos supuestos favoritos únicamente atacó Pozzovivo, y a 4 km. de meta., al que se unió rápidamente y con su máscara mortuoria Quintana.

Entre ambos hicieron camino ante un prudente Urán, que se dejó llevar por el trabajo de Poels -un pedazo de corredor como la copa de un pino- y limitó las pérdidas en meta a 29″ con su compatriota y a 25″ con el corredor de la Basilicata, uno que llevaba trayectoria como Battaglin hasta que renació pasada la treintena. Siempre que el líder no está a la altura se piensa que está débil, pero en ningún momento se vio nervioso a Urán, ni derrengado.

GññññMontecampione
Boca-buzón para la celebración

Básicamente es lo que pasó ayer en Montecampione, una cima únicamente hollada por Hinault (1982) y Pantani (1998), que no se sube más habitualmente por ser final de etapa y estar demasiado cerca el Monte Bondone. Destino turístico predilecto de el Gran Milán, los chalets que hay por la carretera rivalizan con los que se ven en Suiza, y en el ambiente en la cumbre con lo que se ven ¡Hola! cuando hacen algo de nieve y famoseo. Este tipo de estaciones de esquí no requieren la promoción del ciclismo, al contrario: se las arreglan muy bien solas.

El puerto es precioso: se salvan 1500 metros de desnivel, pendiente muy sostenida en los últimos seis km., lleno de curvas y contracurvas. Una pena que el ciclismo pase tan poco por aquí, y no parece que la situación vaya a cambiar. Si ha pasado este año ha sido como parte de los fastos por el décimo aniversario de la muerte del último ganador en la cumbre, en una exhibición hemodruida muy recordada por aquellos que dicen querer el ciclismo, y sólo quieren el ciclismo con droga.

Una pena, también, que se viese tan poco ciclismo. La fuga del día llegó con escaso margen a la base del puerto, y poco después vino el inevitable ataque de Arredondo: siempre mal, siempre a destiempo, siempre para nada. A diez km. para meta atacó Deignan, el irlandés que brilló en la Vuelta 2009 -top-ten y etapa en Ávila-, y que desde entonces está desaparecido, aunque milite en el Sky. Hizo una buena brecha, y era bonito verlo subir con ese cuerpo tan poco escalador.

De hecho, aguantó hasta que quedaban 4 km. a meta, y mientras en el pelotón tiraba Michael Rogers. Repito: este es el nivel del Giro. Así no es de extrañar que me descubra a mí mismo tifando por Rolland, un corredor que está atacando en todas las etapas y que, con perseverancia, está mereciendo una etapa -o algo más- en esta edición de la carrera. Rolland, el cortisonado. Rolland, el arrogante francés. Ya, pero muy buen ciclista y al que le gusta atacar. De lejos y de cerca. Muy elegante subiendo, por cierto.

Rolland fue el que atacó a cuatro km. de meta: lo hizo dos veces. En la primera se llevó a Urán y Evans a rueda. En la segunda, sólo a Duarte, un talentino colombiano, antiguo campeón del mundo sub-23 que, al igual que todos los que obtienen grandes éxitos en categorías inferiores, después no son tan buenos en profesionales. Pero esta es la lección: Rolland se fue de los favoritos, y atacando.

Por detrás se intentaron organizar, o algo así, porque se vio hasta a Morabito atacando para apaciguar los ánimos. Cuando Quintana vio como estaba la situación, se puso su máscara y se fue para delante. Por detrás se veía que Urán estaba para limitar daños -y hace bien así-, y parecía que la etapa iba a acabar en segunditos, unos por delante, y otros por detrás. Como ha sido el Giro hasta ahora. Sin embargo, pasó lo más significativo del fin de semana.

Con el trío delantero franco-colombiano (x2) consolidado, el sardo Aru atacó con fiereza entre los favoritos, alcanzó a los fugados y, como un auténtico cohete, convirtió los últimos tres km. de subida en un apabullamiento. Nadie estaba haciendo diferencias en montaña en este Giro, hasta que ha llegado este corredor de 23 años y, literalmente, se ha ido de las manos de cualquiera.

Su subida ha sido exagerada: etapa de 225 km. recorridos a toda prisa, puerto duro y exigente, y salta como una liebre. En meta ha celebrado como un holigan: grito con boca descarnada, y tres (three-tre-drei) puñetazos al aire, como si se estuviese vindicando de algo. Antes los corredores sonreían, especialmente al ganar su primera cosa importante, o si eran jóvenes. Desde Armstrong, los de su especie entran así en la mayor parte de las ocasiones.

21″ a Duarte, y 22″ a Quintana y Rolland, que puede acabar en el podio; sin embargo, 42″ a Urán (quinto de la etapa, regulando muy bien) y 57″ a Majka y 1´13″ a Evans y Pozzovivo. ¿Resultado? Aru ya es cuarto de la general, a 2´24″ del liderato. Y sacando diferencias en montaña, cuando queda por subir el 70% de la montaña que cuenta en este Giro. Nos podemos encontrar ante el nuevo Giupponi o en el nuevo Zaina: el corredor local que viene a salvar una edición especialmente aciaga.

A mí Aru no me inspira ninguna confianza, menos aún que la de un ciclista profesional corriente y moliente. El año pasado debutó en el Giro, y pasó la primera semana derrengado y cerrando el pelotón, dicen que porque estaba malito. Para la última semana ya estaba bien, y se puede decir que fue el único gregario que tuvo Nibali. Corre en el Astana de Martinelli, y es el primer corredor de Cerdeña -una tierra tan exótica para un ciclista profesional como Zamora- en ganar una etapa del Giro.

Si este dato les extraña, tengan en cuenta que Di Luca (2007) fue el primer corredor al sur de Toscana en ganar el Giro, y no fue precisamente hace décadas. Quizás no les extrañe tanto saber que Aru entrena con Tiralongo, el amiguisímo de Contador, siciliano de rendimientos portentosos en montaña pasada ampliamente la treintena, o que pasa más tiempo en el Teide que su compañero Nibali, también siciliano y representante del profundo sur que se descubre ahora, con el ciclismo en decadencia, como fábrica de campeones.

Hoy es día de descanso y la norma general prescribe -más en el caso del Giro- decir el topicazo ese de “lo mejor está por llegar”. Intuyo que lo peor está por llegar.
***
Un artículo de sumo interés para Alberto Contador, Jacinto Vidarte y Fran Contador.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
 

26 comentarios en “Un talentino para salvar un Giro

      • Sin duda es un bicho sospechoso, como todos los europcar, pero los aru (astana), evans (mapei sassi), majka (tinkoff dejonght), uran (curas, sky) y quintana (curas tb y su edad… Que no me la creo… Es como la de Taribo West en Atlanta 96) no me caen mejor… Este al menos me quita el sopor del giro

         
  1. Buenas Sergio.
    Creo que en la etapa del sábado la referencia a Cioni ha de ser hecha a Cataldo.
    Bajo mi punto de vista, ésa fue la etapa en la que podían haber hecho mucho daño a Urán.
    Al colombiano se le vio algo fuera de punto y es que, aunque parezca que no es relevante, que suban antes otros puertos siempre merma la resistencia de un corredor que, además, aún no ha pasado su (siempre existente) día malo (salvo que fuera el de Oropa y no lo supieron aprovechar).
    Ayer la etapa fue menos relevante de lo que debería haber sido. Me llama la atención la dudosa estrategia (casi por nula) del ataque de Uran. Y, sobre todo, Evans sigue vivo, y estas etapas de un solo puerto y con velocidad son las que solían “reventar” del todo al australiano.
    La carrera está siendo bastante poco atractiva, en términos generales. Supongo que ayer Samuel reclamaría su cuota de participación, por su actuación en los primeros kilómetros del puerto.
    Abrazo

    Tomelloso

     
    • Tienes razón, me acuerdo que en Pratonevoso (Tour 2008) se dejó la carrera. Bueno, y también Valverde, pero por otros métodos más inferenciales.

       
  2. Estos dos últimos días de montaña han sido algo más animados que los precedentes. Al menos los últimos kilómetros, ya que han atacado casi todos los que aspiran a la general. Precisamente me recordó a una de las etapas de la reciente vuelta a Turquía… tampoco diría que los favoritos se pueden igualar con los de allí, porque al menos Evans y Quintana salvan los muebles, pero bueno, el símil es gracioso.

    Urán está corriendo bien, pero a veces sale con demasiada vehemencia a ataques no tan importantes. Salir a por Aru fue un error, más le hubiese valido salir a por Quintana, que las veces que atacó lo hizo con menor explosividad. En la jornada anterior también se le vio gastando fuerzas innecesarias en algún momento y pagándolo en los últimos kilómetros, pero en general tiene la lección aprendida y correrá en la montaña a conservar. Pero yo creo que Quintana ya está a tiro de Zoncolan, claro que a Urán le queda la cronoescalada. El problema de Nairo es que el equipo está en las últimas y quizás por ello corre algo conservador. A ver qué se inventa Unzúe en este día de descanso, pero como no vuelva el virus de las cagaleras, Quintana tendrá que afrontar solo el desenlace del giro.

     
      • La dieta de arepas no le sentó bien en Colombia. No sé por qué Unzúe mandó precisamente a él a cuidar de Nairo a Colombia. Supongo que por confianza y amistad con el colombiano (está claro que a Igor Anton no lo puedes mandar…), pero no sé, no creo que lo que le siente bien a un escalador colombiano termita le siente bien a un corredor de gran planta como Castroviejo.

        Eso la explicación tradicional. La “otra” está abierta a muchas suposiciones, y en todas ellas habrá algo de verdad.

         
        • Es raro la verdad lo del Movistar, aunque han tenido muchas caídas, como dices Sergio, cuando se quedó Castro en la CRE me quedé flipando. No ha andado ninguno del equipo, excepto el incombustible de Herrrada. Y mira que a mi entender ha preparado casi el mejor equipo posible y salvo Gorka que ha corrido carreras más importantes, el resto de equipo han tenido una aproximacion muy tranquila hasta el Giro, para llegar frescos.

           
  3. Me escama que Pozzovivo aun no diera un positivo en este tour. Que cara llevaba en la parte final de la crono, que me dá que por parte de su director lo frenaron para no ganar la etapa y descubrirsele todo el petate. Este Aru, mas de lo mismo.

     
  4. Pues yo estoy disfrutando este giro por lo refrescante y emocionante. Todos han tenido mejores y peores días, no es una vuelta de libro en la que todos los favoritos están a su 100% durante todas las etapas. Unido a diferencias escasas entre los de arriba, la cantidad y variedad de ataques y atacantes… Prefiero con mucho este giro que ver a Froome destrozando a todos en el tour. Que beneficio le daría al giro un corredor de “primera fila” a la carrera.

    Ciclismo a paladas estamos viendo. Guste o no. En mi opinión, claro.

    Gracias Sergio por tus posts. Gracias, gracias, gracias.

     
  5. Este fin de semana se ha visto algo mas de ciclismo, el sábado con la emoción del ganador de etapa y el domingo con el ataque de Aru (con que poco nos conformamos). En general veo a todos los favoritos igualados, Evans y Pozzovivo parece que van para abajo, Quintana y Aru para arriba.

    Para mañana, si se disputa la etapa como esta prevista, espero un ataque de lejos (lejos de verdad, no a 5 km de meta) de Rolland, creo que ahora mismo puede ser al animador de la carrera. Si no llegaran de la mano a la ultima subida.

     
  6. Creo que el final con la victoria de Battaglin en Oropa ha sido el más emocionante, coincido. Fíjate que yo apostaba más por Zardini o Bongiorno para este Giro….

     
  7. El Giro está siendo aburrido, pero lo peor está siendo la retransmisión por televisión. Igual se debe a que la carrera, que está siendo aburridísima, pero la verdad que los planos son malos, no dan una con las referencias, no dan paisajes con fundamento, en planos de helicóptero se ve un ataque (de los pocos que hay) y tardan muchíiiiiisimo en bajar a plano de moto… Repito que iigual es porque la propia carrera está siendo aburrida, pero la realización me parece malisima.

    La realización de la Parix Roubaix, otra clásica que ganó Teepstra, o el Tour de los últimos años, mil vueltas oye…
    Enfin, a ver si vemos algo los póximos días. Un saludo!!!

     
    • coincido. la realización pésima. no muestran las diferencias de tiempos. malísima realización de verdad. me saca de quicio no saber donde esta cada uno. un cero en este aspecto. aburrida pues tampoco. esta claro que aun falta lo mejor a mi parecer. mañana se cuece un etapon. a ver q pasa. Que creéis que pasara en monte grappa¿ yo pienso que quintana puede liarla si esta fresco. Uran petardeara tarde o temprano y Aru me parece que tb. Es la mítica victoria fuerte que luego acaba en desmoronamiento en la tercera semana. a ver que pasa
      Saludos

       
    • Si,la realización de parix-roubaix de lujo,oye.sobre todo cuando hasta despues de 10min del final no sabíamos quien habia quedao segundo y tercero

       
  8. Ayer me dio la sensación de que no vimos competición hasta los 2 últimos km, vimos una farsa con ataques cara a la galeria, posturitas y ya el lamentable ataque gaseosa de Urán. Pero en qué pensaban el resto de favoritos??? Especialmente Quintana, jugando al gato y al ratón toda la subida.

    Por qué salta Aru (a 5 min. del líder) y Urán se pega como una lapa??? Pacto para que le den caña esos dos últimos km y ya está??? Todo muy raro

     
  9. En la etapa del domingo pasó algo que no entendí. Los del Omega Pharma Quick Step tiraron y tiraron del pelotón para que los fugados no aumentaran la diferencia, pero entre los fugados el único “peligro” era Cunego, los demás ese día estaban demasiado lejos de los primeros puestos (ahora Cunego también pues perdió una minutada en la ascensión). Los del OPQS llegaron fundidos a pie de puerto y como afortunadamente Urán se encontraba bien de fuerzas pudo hacer una excelente ascensión sin la ayuda de ningún gregario, de lo contrario… Los demás equipos de los gallos no ayudaron al OPQS y ellos fueron los principales responsables de que los fugados no alcanzaran los 7 minutos, manteniéndose en los 6 y algo. Pero, ¿por qué?!

     
    • Para raro como tiraban los Bardiani hasta pie de puerto, de hecho le recortaron mas de 3 minutos a la escapada. Para después nada, no vaya a ser que llegue otra escapada y gane alguien de otro equipo menor. A veces el ciclismo es más mezquindad que competencia.

       
  10. Ya se que es off topic pero vieron ayer lo de Ibaka? el congoleño nacionalizado español en diez días se recupero de un desgarro en una zona dificil y ayer anotó posiblemente uno de sus mejores partidos de su carrera. Huele mal.

     
    • Bueno, en la NBA hay muchisimas sustancias que en el ciclismo estan prohibidas (Cortisona por ejemplo). Una recuperacion milagrosa no es extraña en la NBA. Ahh y no fue uno de sus mejores partidos, lo que pasa es que dado el nivel tan pauperrimo que estaban ofreciendo los demas pivots de OKC en los 2 otros partidos, parecia que su partido fue bueno.

       
  11. Que obsesión provoca Sergio en este foro con el doping.Ahora sale el baloncesto con lo de Ibaka.Desconozco si Fdgotelli vio el partido pero la mayoría de puntos de Ibaka fueron tiros de 5 m.Vamos que casi puedes meterlos estando cojo.Huele mal dice.El basquet no es como el ciclismo que te metes algo el día clave y vas como un tiro.A veces es mas cuestión de confianza,y buena técnica evidentemente,que de otra cosa.Hablo para un día,está claro que para la preparación de una temporada esteroides anabolizantes o similar te pueden ayudar a tener mayor fuerza,resistencia etc.Además yo siempres diferenciaría metodos para recuperarte de una lesión con practicas dopantes que te den una ventaja sobre el resto.
    Bueno ya aprovechando hablo un poco del giro.
    Espero que esta ultima semana los ciclistas nos compensen un poco porque hasta ahora vaya conservadurismo.Parece esto la Lieja je,je.A ver mañana si se puede hacer la etapa pero aún asi, con el falso llano que hay antes de Vall Martello se presenta ahi 80 tios a pie de puerto.
    Para concluir a pesar de que me está decepcionando bastante y que ya corre estilo Valverde(atacando solo para perseguir a los que van por delante) apuesto por Quintana para ganar el Giro.

     
  12. No veo conservadurismo, veo falta de fuerzas. No es eso lo que queremos de una gran vuelta, fuerzas igualandose por el desgaste de la competicion? No queremos dejar atras a los Pantanis, Armstrongs y demas demostraciones imposibles? Cuando veo la media a la que han corrido las etapas llanas me huele mal, pero igual las fuerzas van mas justas por falta (o mejor disminucion) de “ventajas marginales”. La otra opcion es que vayan mas bombados que nunca…

    A ver como recuperan hoy, porque el giro empieza aqui!

     

Deja un comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Current day month ye@r *